Palma es la capital más cara del país, con una tarifa de 129 euros, sólo por detrás de Barcelona (140 euros) y San Sebastián (135 euros), según el informe hecho público este miércoles por www.trivago.es correspondiente al mes de junio.

Tras Palma, se sitúa Madrid, con 109 euros, y Valencia, con 101 euros. Por el contrario, las autonomías donde más barato resulta alojarse en un hotel son Aragón, donde la noche cuesta 68 euros, Islas Canarias, 71 euros, y Extremadura y Murcia, ambas con un precio de 73 euros.

Por contra, los hoteles de Euskadi son, junto a los de Baleares, los terceros más caros del Estado, sólo superados por los establecimientos de Cataluña y Madrid.

En concreto, alojarse en un hotel catalán cuesta de media 126 euros por noche y en uno madrileño 105 euros, mientras que hacerlo en un establecimiento vasco o balear tiene un precio 97 euros.