Unas 30 personas integrantes del movimiento 15M Pamplona han secundado una protesta ante el Parlamento de Navarra con motivo de su la sesión constitutiva de la Cámara, que ha dado comienzo este miércoles a las 11 horas.

Del mismo modo que hicieron el pasado sábado con motivo de la constitución del Ayuntamiento de Pamplona, los 'indignados' han vuelto a convocar una cacerolada, con la que han recibido a los nuevos parlamentarios navarros.

Para mostrar su 'indignación', los asistentes han portado carteles como 'No somos mercancía', 'Contra la corrupción de los cargos públicos', o 'No más dinero público a la monarquía'. Asimismo, se han escuchado gritos como 'Mucha corbata y muy poca vergüenza'.

Con esta cacerolada, el movimiento 15M Pamplona ha querido "recordar pacíficamente" que va a seguir en la calle en defensa de "una sociedad navarra que dé prioridad a la vida por encima de los intereses económicos y políticos".

Así, han abogado por "un cambio en la sociedad y en la conciencia social". "Vamos a seguir en la calle, desde el minuto cero de la legislatura, hasta lograr que se cumplan los puntos que hemos acordado en estas semanas de acampadas, manifestaciones pacíficas, y debates", han asegurado.

Los 'indignados' han destacado que "los parlamentarios que van a tomar posesión este miércoles no son los únicos responsables del retroceso en nuestros derechos y del escasísimo margen a la participación democrática que se vive en Navarra, pero por algún lado habrá que empezar".

Consulta aquí más noticias de Navarra.