El alcalde de Santiago en funciones, Xosé Sánchez Bugallo, ha asegurado este miércoles que las acusaciones del candidato del PP local, Gerardo Conde Roa, sobre adjudicaciones son "falsas y malintencionadas", ya que el actual Gobierno municipal —no se constituirá el nuevo hasta el próximo 1 de julio— "está actuando con enorme prudencia".

"Me parece profundamente lamentable, indigno de una ciudad como Santiago e impropio de quien será el próximo alcalde sembrar dudas sobre el comportamiento del Gobierno saliente basándose en mentiras", ha censurado, en rueda de prensa, el todavía regidor compostelano.

Aludiendo expresamente a las adjudicaciones de la grúa municipal y del servicio de la ORA, después de que Conde Roa expresase "sospechas" sobre sus contrataciones, ha indicado que "no se resolverán a petición suya".

"Él sabe que no se convocó la mesa de contratación, porque un concejal del PP forma parte de ella", ha evidenciado, si bien ha dejado claro que podría llevar adelante este procedimiento porque corresponde al Gobierno en funciones resolver los contratos con la tramitación iniciada.

"Si mi voluntad fuese hacerlo, lo haría, pero yo no tengo ningún interés", ha subrayado, para dejar claro al candidato popular que no adjudicará estos contratos. "Salvo que me enfade mucho", ha advertido, criticando así su actuación "a muy mala fe".

Expuesto este asunto, ha insistido en que el Ejecutivo local en funciones "está actuando con una enorme prudencia" en todos los contratos e incluso "autolimitándose de forma significativa y por encima de las obligaciones legales".

Oferta de reuniones

Al hilo de ello, ha recordado su oferta para mantener reuniones de trabajo con el equipo entrante y la "disposición" de todos los concejales para "facilitar toda la información dentro de las dependencias municipales", pero ha revelado que "no fue utilizada" excepto en el caso de Hacienda, si bien la representante popular "suspendió" la cita "el día anterior a las doce de la noche siguiendo instrucciones de Conde Roa".

"Me parece indigno que alguien no quiera información por los cauces oficiales y se dedique a levantar infundios e insidias en ruedas de prensa", ha censurado el primer edil de la capital gallega, convencido de que "sólo le interesan otras tácticas que parecían ajenas a Santiago en cuanto a estilos y comportamientos".

Otro asunto cuya oferta de colaboración Bugallo entiende como "no aceptada" es el de las Fiestas del Apóstol. "Los fuegos serán adjudicados porque el procedimiento ya está iniciado, pero el resto de los temas ya tendremos ocasión de comprobarlos los compostelanos", ha concluido.

Ha revelado que también "pidió conformidad" a Conde Roa sobre la confirmación de la celebración del Fórum Gastronómico en 2012 "en dos o tres ocasiones, verbalmente y por escrito". "Si él da conformidad, se firma el contrato, y si no, mi opinión es dejar el contrato sin firmar", ha planteado para sentenciar que "si no se celebra el Fórum, el que tenga la responsabilidad, que la asuma". "Por mi parte, sería excederme en mis funciones y no estoy dispuesto a hacerlo", ha concluido.

"todo listo"

Por lo demás, ha confirmado que está "todo listo" para el traspaso de poderes. Así, este jueves estarán finalizados "todos los informes de todos los departamentos" cuyo plazo expira "en este momento".

Habrá "alguna salvedad", puesto que los servicios económicos "están completando" el informe del estado de ejecución de gastos e ingresos de 2011 hasta el 31 de mayo y a éste se incorporará el listado de facturas que tengan entrada hasta el 31 de junio. También está pendiente de finalizar el de capital vivo de las operaciones de crédito, cuyas modificaciones a lo largo del mes de junio únicamente serán de "disminución de deuda viva" ya que "no se va a contraer ninguna nueva".

Ya está hecha, según ha precisado Bugallo, la liquidación de 2010 y el informe sobre el cumplimiento del plan económico y financiero, mientras que el arqueo de caja se hará a última hora del día 30.

Además, el próximo viernes se aprobarán las cuentas de 2010 por parte de las juntas generales de todas las sociedades de capital social municipal. "Creo que debe ser la junta saliente la que apruebe las cuentas, porque no es razonable que lo haga alguien que no formó parte de la junta", ha explicado, al tiempo que ha apuntado que el plazo expira el 30 de junio, de modo que no podría traspasarse al nuevo Gobierno local.

En cuanto al pleno de aprobación de las actas, marcado inicialmente para este mismo miércoles, se convocará el próximo día 28 de junio, tres días antes de la constitución de la nueva corporación, tal y como estipula la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (Loreg).

Consulta aquí más noticias de A Coruña.