El alcalde electo de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, ha asegurado este miércoles que el Ayuntamiento de Valladolid tiene previsto en el Presupuesto municipal reducir la deuda en 22 millones a lo largo de 2011 y ha añadido que, aunque actualmente la normativa financiera, le impide recurrrir al endeudamiento, pedirá créditos "cuando tenga que pedirlos".

En declaraciones recogidas por Europa Press tras la celebración del último Pleno extraordinario del mandato 2007-2011, el regidor vallisoletano ha pedido "no sacar las cifras de contexto" y ha recordado que ya desde 2010 conocían que el límite de endeudamiento para los ayuntamientos sería del 75 por ciento de los ingresos corrientes, por lo que el Equipo de Gobierno decidió adelantar al año pasado el endeudamiento previsto para este ejercicio.

"Ya quisieran muchos ayuntamientos de España tener la situación que tenemos nosotros", ha aseverado el primer edil en funciones, quien ha añadido que el Consistorio pedirá crédito "cuando tenga que pedirlo". De hecho, ha apostillado que el Gobiernio puede cambiar "mañana" el criterio, porque ha aventurado que "si los ayuntamientos socialistas le piden a Rubalcaba" que incremente el límite "al 300 por ciento", "lo hará".

Así, ha recordado que hace unos años se incrementó al 125 por ciento de los ingresos corrientes el límite de endeudamiento para las administraciones locales y que en septiembre de 2010 lo redujeron al 75 por ciento después de "decir que sí, luego que no y luego que a medias".

Por ello, el Equipo de Gobierno, ha explicado, optó por adelantar el endeudamiento al año 2010 y por elaborar unos presupuestos de 2011 en los que no se preveía recurrir a créditos y se incluía una reducción de la deuda en 22 millones de euros.

León de la Riva, ha apuntado que el volumen actual de deuda en el Auyuntamiento es de 222 millones de euros, pero ha reclamado "poner en relación" al contexto esta cantidad, porque considera que se debería referir en función al tamaño del Ayuntamiento.

Por otra parte, ha añadido que el Consistorio vallisoletano "no tiene deudas ocultas" porque sigue "pagando al día rigurosamente a todos los proveedores". De hecho, ha considerado que "de esos ayuntamientos que tienen menor porcentaje de deuda, hay algunos que llevan un año sin pagar a algunos proveedores".

Consulta aquí más noticias de Valladolid.