Vigo tendrá en mayo su cuarto complejo comercial en marcha
La fachada del centro comercial Gran Vía de Vigo, aún en construcción, se inspira en el oleaje del mar. M. Vila
Ir de compras a un centro comercial será, a finales de mayo, un poco más confortable. Y es que la superficie dedicada en la ciudad a este tipo de complejos crecerá, de golpe, un 20%. Los casi 39.000 m2 del centro Gran Vía de Vigo, ubicado al pie de las imponentes torres de Finca do Conde, abrirán sus puertas con 140 establecimientos. Entonces, estas grandes superficies ocuparán ya 187.000 m2.

Hace 12 años, cuando se inauguró el centro comercial Camelias, Vigo carecía de complejos de este tipo. Hoy la situación es muy distinta: cuando los Multicines Norte cierren, como han anunciado, los vigueses sólo podrán ir a ver los últimos estrenos de la gran pantalla a uno de los centros comerciales.

Aunque sólo el 85% de los locales estarán abiertos el día de la inauguración, la promotora del centro Gran Vía asegura que todo el pescado está vendido. En una oferta que combina la moda, la restauración, el comercio, el hogar y los cines conviven firmas como H&M, Cortefiel, Inditex, Vips, Foster’s Hollywood o Gino’s. Las últimas en incorporarse, según confirmó ayer la sociedad ING, son las gallegas Pizza Móvil y Pasta Café y las portuguesas Radio Popular y De Borla.

Plazas de aparcamiento

El complejo de Gran Vía, que ha supuesto una inversión cercana a los 100 millones de euros, está dotado con unas 1.800 plazas de aparcamiento. Su ubicación, en Vigo, le permite acceder a un millón de personas, entre gallegos y portugueses.

A Laxe y Príncipe, los próximos

El auge de las grandes superficies no acaba en Gran Vía. En el corazón de la ciudad, en la calle Príncipe, la sociedad Cencompri apura la construcción de un nuevo centro comercial. Dedicado a la moda, tendrá alrededor de 5.400 m2 útiles repartidos en siete plantas tras una fachada diseñada por los arquitectos Fraga, Quijada y Portolés, autores también del aspecto que ahora luce Urzaiz. Un poco más alejado del centro, pero al borde del mar, el centro de A Laxe avanza pese a la unánime oposición política del Concello. Propiedad del Consorcio de la Zona Franca, tendrá 12.200 m2.