Alrededor de 500 efectivos trabajan en estos momentos en el incendio de Sant Joan de Llabritja, que en estos momentos sigue activo pero permanece "más estabilizado", gracias a las tareas desarrolladas durante la noche y a las condiciones meteorológicas favorables, caracterizadas por una mayor humedad y la mejora del viento.

A las 7 de la mañana, los recursos aéreos han vuelto a las tareas de extinción y en estos momentos el operativo lo conforman 5 helicópteros del Govern balear, 2 de la Unidad Militar de Emergencias, 5 hidroaviones tipos Canadair y 2 aviones air-tractor (de carga en tierra). El personal de tierra, además, hace trabajo apoyado por una treintena de vehículos autobombas y nodrizas.

Durante la noche, el operativo que ha mantenido las tareas de extinción activas estaba formado por los efectivos de la UME, 3 brigadas forestales, 2 agentes y un técnico de la Dirección general de Emergencias y 15 efectivos del Grupo de Refuerzo de Actuaciones Forestales del Consorcio de Bomberos de la Generalitat de Catalunya, desplazados hasta la Isla expresamente para colaborar con el operativo coordinado por la Conselleria de Innovación, Interior y Justicia. También se incorporarán este viernes un centenar de efectivos de la UME.

A las 10:00 horas, está prevista la llegada a Eivissa de más efectivos con el camión inteligente de la Dirección general de Emergencias, un lugar de mando adelantado equipado con la más moderna tecnología que permitirá disponer de una sala de gestión de emergencia "mejor equipada y más cómoda" para el personal técnico que realiza el trabajo a la zona de Morna, en Sant Joan.

El lugar de mando adelantado se desplazó anoche a la zona de Can Coroner por motivos de seguridad, puesto que en su emplazamiento anterior el humo se incrementaba considerablemente.

DESALOJOS

Con respecto a los desalojados, el balance actual es de unas 300 personas de viviendas cercanas al fuego. El turoperador Thompson, que ayer decidió evacuar el hotel Paradise Beach, ha realogado a sus clientes en otro hotel.

Por último, apuntar que a las 4:23 horas de la madrugada había 1.800 abonados sin luz, motivo por el cual se han habilitado grupos electrógenos de apoyo. A esta hora permanecen unos 400 abonados sin suministro.