El secretario general del PSPV y candidato a la Presidencia de la Generalitat, Jorge Alarte, ha aseverado que el próximo domingo se producirá "la gran sorpresa de la democracia reciente" que, según ha dicho, será que los socialistas de la Comunitat Valenciana ganarán las elecciones. "Que no se hagan ilusiones", ha dicho en referencia a los 'populares'.

Alarte ha realizado estas declaraciones en el acto de final de campaña del PSPV, en el que también han participado la ministra de Defensa y miembro de la Ejecutiva del PSOE, Carme Chacón, y el candidato socialista a la Alcaldía de Valencia, Joan Calabuig.

Varios centenares de personas se han dado cita en el complejo de La Petxina de Valencia, en el que han compartido cena y han podido ver varios de los anuncios electorales del PSPV, así como escuchar la que ha sido la canción de campaña de los socialistas valencianos: la adaptación al castellano de 'Dignity', de Deacon Blue.

El candidato a la Presidencia de la Generalitat ha hecho hincapié en que los valencianos "tienen razones para estar indignados y enfadados", así como "para que nos rebelemos". Al respecto, ha aseverado que él está "indignado y enfadado", pero también "decidido a cambiar las cosas con el voto de la libertad y la democracia".

En este sentido, ha animado a los afiliados y simpatizantes del PSPV presentes en el acto a poner "hasta el último aliente y el último esfuerzo" hasta el domingo por la tarde. "Que nadie pare, no a la resignación", ha subrayado.

Alarte ha dicho que los socialistas deben "hablar con todos" tanto con "los progresistas", como con "los votantes decepcionados del PP", así como con los "indignados". El dirigente socialista se ha referido a los participantes en el conocido como 'movimiento 15M' y ha señalado que "la gente salga y se exprese" es "siempre bueno".

Además, ha hecho hincapié en que "nadie vaya a votar sin antes mirar la cara a Camps en las vallas" y ha hecho un llamamiento a la "esperanza" y a decir sí "a la dignidad y a los derechos de los valencianos".

Jorge Alarte, que ha sido interrumpido en varias ocasiones con gritos de 'presidente, presidente', ha animado a cambiar "nuestro destino" y "nuestro rumbo" y a escribir "una nueva página de la historia" el próximo domingo. Así, ha abogado por "transformar la indignación en dignidad".

"Que nadie deje de ejercer la libertad del voto, que nadie renuncie a la democracia, ni a su condición de valenciano responsable de apostar por un tiempo distinto", ha resaltado el candidato a la Generalitat, quien ha incidido en que los valencianos, en las elecciones del domingo, "nos jugamos mucho".

"oportunidades" del socialismo

Por su parte, el candidato a la Alcaldía de Valencia ha animado a ir a las urnas el próximo domingo porque "nuestro voto puede hacer que la Comunitat Valenciana y la ciudad inicien un nuevo tiempo". "Es el momento de mirar hacia delante", ha resaltado, y ha aseverado que, en España "el socialismo tiene muchas oportunidades de futuro".

Joan Calabuig ha hecho hincapié en que "si movilizamos, salimos de casa y vamos a votar, las cosas pueden cambiar". En este sentido, se ha comprometido a hacer de Valencia "una ciudad llena de oportunidades y posibilidades".

Por contra, ha criticado que los dirigentes del PP "han gastado grandes cantidades de dinero en grandes acontecimientos" y ha denunciado que el dinero de estos eventos no se ha quedado en la Comunitat Valenciana. "A saber en qué bolsillos y en qué paraísos fiscales está", ha apostillado.

El candidato a la Alcaldía ha denunciado el "victimismo" de los 'populares' que "buscan la confrontación entre las instituciones". Al respecto ha asegurado que, en la actualidad, se están viviendo "cambios muy profundos", pero ha incidido en que "lo que es seguro es que el futuro de esta tierra no será el de echarle la culpa a Zapatero de todo lo que pasa".

Consulta aquí más noticias de Valencia.