El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado que la reapertura del puerto de Requejada, cerrado hace dos años por motivos de seguridad por la falta de calado de la ría, es "complicada administrativamente".

Según ha dicho, es "complicado" porque el puerto "no es nuestro" y aunque "se está estudiando", desde el Gobierno de Cantabria "no se puede dar ninguna solución porque tiene problemas de tipo administrativos muy grandes".

Respecto a los problemas de calado que presenta actualmente la barra de Suances, y que ha provocado en los últimos días dos incidentes con barcos de pesca de la villa, el presidente de Cantabria aseguró que "hacemos el mantenimiento, hacemos dragados", pero que "habrá que continuar porque tenemos en proyecto el puerto deportivo de Suances", recordó.

En este sentido, no descartó el tener que volver a realizar alguna voladura de roca, como ya se hizo el pasado verano.

El presidente regional, Miguel Ángel Revilla, respondió así hoy a las preguntas de los periodistas durante su visita a la empresa Montajes Camargo, con sede en el polígono industrial de Requejada (Polanco), y que da actualmente trabajo a 46 personas.

"Con lo que está cayendo, es un alivio que de vez en cuando se pueda visitar una empresa como ésta, con una gran cartera de pedidos y obras para toda España e incluso Marruecos", destacó durante la visita el presidente, quien añadió que Montajes Camargo es "una empresa con futuro que también está haciendo la pasarela del carril bici de Torrelavega a Suances".

Acompañado por el gerente de la empresa, José Antonio Alonso, el jefe del Ejecutivo cántabro recorrió la nave y las oficinas de esta empresa dedicada a la fabricación y montaje de grandes infraestructuras metálicas a nivel nacional e internacional.

Así, en 2010 Montajes Camargo interrvino en obras como la pasarela de La Hermida, el puente sobre el arroyo Suspino, o la iglesia de Nueva Montaña. En total, de sus instalaciones salieron 3.000 toneladas de hierro para actuaciones en España, y otras 2.500 para el extranjero.

"Actualmente tiene un problema de ampliación que no parece arreglar el Ayuntamiento de Polanco, que les pone pegas", lamentó Revilla, quien abogó por "en estos tiempos ayudar a las empresas" en un momento en el que "estamos saliendo de la crisis". De hecho, recordó que el crecimiento para 2011 en Cantabria superará el 1% "según nuestras previsiones".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.