La ratio de plazas residenciales por cada cien personas de 65 y más años en Baleares es de 3,1, inferior a la media nacional que es de 4,2, situándose así como la quinta Comunidad Autónoma con un menor ratio, según un informe del Portal de Mayores.

De este modo, el ratio de Baleares es el mismo que el de la Comunidad Valenciana y sólo supera a Galicia (2,9); Andalucía (2,8); Canarias (2,7) y Murcia (2,2).

Por el contrario, entre las Comunidades Autónomas con mayor ratio de plazas residenciales por cada cien personas de 65 y más años están Castilla y León (6,9); Castilla-La Mancha (6,8); Aragón (6,2); Navarra (5,4); Extremadura (5,3); La Rioja (5,2); ); Madrid (4,8) y Cantabria (4,6); País Vasco (4,4); Cataluña (4,3) y Asturias (4,2 ).

Son datos a 27 de septiembre de 2010, sobre cifras de población a 1 de enero de ese mismo año, publicados por el Laboratorio Portal Mayores del Centro de Ciencias Humanas y Sociales del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), dentro del convenio de colaboración con el Imserso.

Se trata de estadísticas no oficiales ya que las competencias sobre servicios sociales y residencias están transferidas a las comunidades autónomas, que son las últimas responsables del control y supervisión de estos equipamientos colectivos.

En este informe los centros residenciales se refieren a alojamientos colectivos para personas mayores bajo diferentes modelos, tales como residencias (incluidas las mini residencias); viviendas o pisos tutelados; centros psicogeriátricos; centros sociosanitarios; conjuntos residenciales y otros centros colectivos.