Los servicios de lucha contra el fuego han apagado el incendio forestal que permanecía activo en la localidad ourensana de Calvos de Randín, afectando a más de 100 hectáreas de raso, según informa la Consellería de Medio Rural.

El fuego registrado en la localidad se inició a las 01:30 horas de la madrugada del sábado, y se extendió hasta las 19.45 horas de esa tarde. Las primeras valoraciones apuntan a una superficie quemada de 150 hectáreas de raso.

En los trabajos de extinción de este incendio han participado cuatro agentes forestales, 12 brigadas, 5 motobombas,1 pala, 6 helicópteros y 2 aviones.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.