La Unión de Profesionales Trabajadores Autónomos de Castilla y León (UPTA) y la Asociación de Transportistas Autónomos Uniatramc-UGT han iniciado un proceso de colaboración para intentar atajar la crisis que vive el sector del transporte y llevar sus reivindicaciones al Consejo Regional Autónomo que se constituirá en Castilla y León y al Gobierno de la nación.

Así lo ha explicado el secretario regional de UPTA, Armando López, tras la firma de este convenio de colaboración con uno de los sectores "más importantes" dentro del colectivo de trabajadores autónomos, con más de 10.000 trabajadores por cuenta propia en Castilla y León, el 6,14 por ciento del total de autónomos de la Región.

Armando López se ha comprometido a exigir al Gobierno de la nación que tome medidas de carácter fiscal para limitar las consecuencias del incremento del precio del combustible y para asegurar la competitividad del sector, especialmente en lo que se refiere a los contratos con los cargadores "que deben recoger, como así queda establecido en la ley, los precios reales del servicio".

En el mismo sentido se ha pronunciado el presidente de Uniatramc en Castilla y León, José Antonio Fernández, que ha puesto sobre la mesa la inquietud que vive el sector de los transportistas autónomos ya que está pasando "una de las peores crisis de su historia" al unir los efectos de la crisis a las pocas ayudas que reciben estos profesionales por parte de la administración.

José Antonio Fernández ha citado a modo de ejemplo el "incesante" incremento en el precio del combustible con un encarecimiento del 30 por ciento en los costes del transporte así como la "gran morosidad" que están sufriendo estos trabajadores, "incapaces de hacer llegar la Ley de Morosidad a los cargadores".

Tanto Armando López como José Antonio Fernández han reclamado una serie de modificaciones legales que permitan al sector abordar la crisis de una manera "clara y contundente", con especial atención a la puesta en marcha por parte del Gobierno de medidas de carácter fiscal para que estos profesionales no tengan que pagar el IVA cuando no han percibido el importe de sus facturas.

López ha exigido también una nueva ley de módulos que se ajuste a la actual etapa de la economía española y se ha felicitado por el consenso parlamentario alcanzado ya para solucionar el conflicto de los Trades (trabajadores autónomos económicamente dependientes) para llevar los conflictos con los empresarios por lo social.

El convenio suscrito este martes está encaminado a una futura integración entre ambas organizaciones para mejorar los servicios que ambas prestan a sus afiliados en beneficio de la calidad de vida y de la productividad de los transportistas autónomos.

Para José Antonio Fernández se trata además de un paso "muy importante" ante los efectos positivos del convenio suscrito por ambas organizaciones a nivel estatal.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.