Explosión en Minsk
Los servicios de emergencia trasladan a los heridos en la explosión en la estación de metro de 'Oktiábraskaya' de Minsk (Bielorrusia). Anton Motolko / REUTERS

Al menos once personas murieron y más de un centenar resultaron heridas en una explosión ocurrida este lunes en el metro de Minsk, capital de Bielorrusia, según el presidente del país, Alexandr Lukashenko. Lukashenko no descartó que la explosión hubiera sido organizada desde el exterior -según la Fiscalía la explosión se debió a un atentado terrorista- y ordenó a las fuerzas de seguridad que revisen todos los arsenales con municiones, informan las agencias rusas.

Según el presidente han echado "por los aires la tranquilidad y estabilidad del país"Además, nombró al jefe del Comité de Seguridad del Estado (KGB) responsable directo de la investigación penal de la explosión, ocurrida en la céntrica estación de metro 'Oktiábraskaya', que se encuentra en las inmediaciones de la residencia presidencial.

El líder bielorruso, considerado el último dictador de Europa, llamó a esclarecer a quién le conviene "echar por los aires la tranquilidad y estabilidad del país y a quién no le gusta esta estabilidad". "Hombres, nos han lanzado un serio desafío. Debemos dar una respuesta adecuada. ¿Quiénes son? Les pido que se apuren a la hora de responder a este pregunta", dijo.

Lukashenko ordenó aceptar la ayuda ofrecida por el presidente ruso, Dmitri Medvédev, al tiempo que ordenó reforzar la seguridad en todo el país.Según otras fuentes, la escalera mecánica de la estación se vino abajo debido a la explosión, ocurrida en el vestíbulo central de la estación a hora punta, poco antes de las 18:00 hora local, justo cuando muchas personas regresaban a sus casas del trabajo.

Muchos viajeros tuvieron que ser atendidos en la calle por los equipos médicos
"Eso desató el pánico entre los viajeros", comentó el testigo, que añadió que la explosión tuvo lugar cuando a la estación llegaban dos trenes repletos de viajeros. Los servicios de urgencia sacaron a decenas de personas ensangrentadas en brazos y en camillas de la estación, informó otro testigo a la agencia oficial rusa RIA-Nóvosti. Muchos viajeros tuvieron que abandonar el metro por su propio pie, tras lo que fueron atendidos en la calle por los equipos médicos del ministerio de Situaciones de Emergencia bielorruso.

Los heridos presentan quemaduras y otras heridas de diferente consideración, declaró otro testigo a Interfax. "Escuché un sonido parecido a cuando se abre una botella de champán. Entonces, saltaron por las aires las cristaleras del vagón y comenzó a salir el humo. Había mucho humo y nos asustamos, ya que pensamos que nos asfixiaríamos", declaró.

La explosión fue confirmada por la administración del presidente bielorruso, Alexandr Lukashenko, que ha convocado una reunión urgente del gabinete de Gobierno y se dirigirá en las próximas horas a la nación.os heridos presentan quemaduras y otras heridas de diferente consideración Un portavoz del ministerio de Situaciones de Emergencia local descartó que el edificio de la estación de metro 'Oktiábraskaya' se hubiera derrumbado debido a la explosión, como se informó anteriormente, según RIA-Nóvosti.

En la céntrica avenida de la Independencia, en la que se encuentra la boca del metro 'Oktiábraskaya', se han congregado un gran número de camiones de bomberos, ambulancias y furgones policiales. Las autoridades locales informaron a la agencia rusa Interfax que por el momento desconocen la causa de la explosión que ocurrió en una estación de metro que se encuentra en las inmediaciones de la residencia de Lukashenko, en el poder desde 1994.