La revista 'Hola' se disculpa por publicar las fotos del hijo de Penélope Cruz y Javier Bardem

  • Admite que no pidió la autorización de los padres para hacerlo.
  • Los representantes de Penélope Cruz la habrían obligado a publicar el comunicado solicitando las disculpas de Cruz y Bardem, según algunas fuentes.
  • La Fiscalía General del Estado advierte de que la difusión de las imágenes de un menor exigen contar con el permiso de sus representantes legales.
Penelope Cruz y Javier Bardem, en una fotografía tomada en diciembre de 2010.
Penelope Cruz y Javier Bardem, en una fotografía tomada en diciembre de 2010.
Efe

La revista Hola se ha disculpado por la publicación de varias imágenes del hijo de Penélope Cruz y Javier Bardem, Leo, en su edición de papel correspondiente al pasado miércoles.

En un comunicado aparecido en su página web, sus responsables han manifestado su deseo de pedir perdón a la pareja de actores por lo sucedido, y aclaran que las fotos no fueron autorizadas por estos.

"Se han realizado y publicado sin su consentimiento, violando su derecho a la intimidad familiar", indica la nota, que reconoce que no ha actuado con la prudencia necesaria al mostrar la cara del niño.

Asimismo, se compromete a "no publicar más fotos del niño y, en su caso, hacerlo conforme a la ley".

Al parecer, según publica Vanitatis, han sido los propios representantes de Cruz quienes han obligado a Hola a hacer pública esta rectificación.

El miércoles, la publicación anunciaba desde su portada  las "primeras imágenes" del pequeño Leo. En sus páginas interiores, un amplio reportaje mostraba el rostro del bebé con un ligero pixelado sobre sus ojos con el fin, supuestamente, de no poder ser reconocido. Sin embargo, el filtro que se había aplicado era tan tenue que se podía distinguir la cara del niño con claridad.

Lo que dice la ley

La revista Hola hace alusión en su texto a "una intromisión en la intimidad familiar".  En realidad, según la Fiscalía General del Estado, la difusión de la imagen de un menor exige contar con el consentimiento de sus padres o representantes legales.

Aún contando con esos permisos, se trataría de una acción ilegítima si se considera que la imagen es contraria a los intereses del niño, por lo que el fiscal podría actuar en su defensa.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento