El Pleno del Parlamento pide a la Junta que colabore con Fiscalía para esclarecer los casos de presuntos robos de bebés

El Pleno del Parlamento andaluz ha aprobado por unanimidad una proposición no de Ley, a instancia del PSOE-A, por la que insta a la Junta a participar de forma activa en el análisis de los casos de presuntos robos de bebés y adopciones ilegales en Andalucía durante el franquismo para conocer su dimensión y sus consecuencias, impulsando la interlocución con las asociaciones de víctimas, y a "colaborar con la Fiscalía para apoyar las investigaciones, impulsando medidas de apoyo y servicios para contribuir al esclarecimiento de los hechos".
Imagen de la votación en el Pleno del Parlamento
Imagen de la votación en el Pleno del Parlamento
EUROPA PRESS/ARCHIVO/PARLAMENTO

El Pleno del Parlamento andaluz ha aprobado por unanimidad una proposición no de Ley, a instancia del PSOE-A, por la que insta a la Junta a participar de forma activa en el análisis de los casos de presuntos robos de bebés y adopciones ilegales en Andalucía durante el franquismo para conocer su dimensión y sus consecuencias, impulsando la interlocución con las asociaciones de víctimas, y a "colaborar con la Fiscalía para apoyar las investigaciones, impulsando medidas de apoyo y servicios para contribuir al esclarecimiento de los hechos".

Según lo aprobado en la iniciativa, el Parlamento manifiesta su solidaridad con todas las madres y padres víctimas "de la trama de adopciones ilegales que presuntamente funcionó al amparo de instituciones hospitalarias y eclesiásticas" durante el franquismo, así como de sus descendientes a los que se les negó el derecho a vivir con sus progenitores.

Asimismo, apoya el impulso a la investigación de los casos denunciados, pide que se sancione a los culpables, que se repare a las víctimas, de manera que puedan recuperar la identidad que les fue arrebatada, si éstos así lo desean, y la respalda la puesta en marcha de medidas que favorezcan la gestión de las denuncias y la agilización de los trámites que permitan la identificación y localización de los desaparecidos, tales como banco de ADN, asesoramiento legal, facilitación de los procesos de búsqueda de información o creación de una oficina de gestión documental.

De igual modo, la Cámara autonómica apoya el desarrollo de instrumentos para atención a las víctimas por parte de la Administración y que se facilite el acceso a las pruebas de ADN a las personas que hayan formulado denuncia, para que los mismos puedan introducirse en la Base de Datos Conjunta de personas desaparecidas en España puesta en marcha por el Ministerio del Interior, de forma que los investigadores puedan realizar cruces con los archivos de ADN, para resolver muchos casos pendientes en toda España.

En su defensa de la iniciativa, cuyo debate fue presenciado en la tribuna de invitados del Pleno del Parlamento por familias víctimas de presuntos robos de bebé, la diputada del PSOE-A Pilar Navarro ha destacado que la proliferación en los últimos meses de denuncias relativas a las desapariciones de bebés durante la dictadura franquista y de posteriores adopciones ilegales hasta los años ochenta ha puesto en evidencia "la dimensión de un fenómeno que ha permanecido latente durante décadas en nuestro país".

Navarro ha asegurado que la identidad real y biológica de un millón de españoles podría estar falseada debido al escándalo del robo sistemático de recién nacidos durante medio siglo. "De confirmarse estos indicios, estaríamos ante un problema de una enorme proyección y calado social, ya que se calcula que pudieron ser más de 300.000 los niños y niñas adoptados de forma irregular desde los años 40 hasta los años 90 del siglo XX", ha añadido.

"La comunidad autónoma de Andalucía debe asumir un papel preponderante en cuanto a la máxima colaboración con estas investigaciones, a la par que en cuanto a la manifestación de solidaridad para con las familias afectadas", ha concluido la socialista. PP-A

Pide hacer "un frente común"

Por su parte, la diputada del PP-A María Dolores López ha mostrado su "más profundo respeto" a las familias víctimas de la guerra y de la dictadura y a todas aquellas madres a las que les arrebataron a sus hijos. Ha considerado que "todos debemos unirnos ante casos como éste y hacer frente común par que esta iniciativa no quede en un simple papel".

Asimismo, ha dicho que el PP es un partido "que nace, crece y vive con la democracia", añadiendo que como representantes legítimos de la ciudadanía "tenemos la obligación de cerrar heridas y evitar enfrentamientos de cualquier tipo". "Es cierto que éste puede ser uno de los episodios más tristes de nuestra reciente historia. Pero nos preocupan esos robos y también que en pleno siglo XXI se sigan produciendo hechos de este tipo", ha apostillado.

Finalmente, el diputado de IULV-CA José Manuel Mariscal ha asegurado que esta iniciativa merece el apoyo de su grupo parlamentario, aunque ha considerado que "no es lo adecuado impulsar la política de memoria histórica a través de proposiciones no de Ley, sino mediante una Ley de Memoria Histórica con una cobertura integral a la verdad, la justicia y la reparación". Además, ha destacado el papel "cómplice" de la jerarquía eclesiástica con estos delitos "está fuera de toda duda", por lo que le ha exigido que pida perdón a las víctimas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento