Repsol tendrá a pleno rendimiento su refinería de Cartagena a final de año para bajar un 30% su déficit de gasóleo

La ampliación de la refinería de Repsol en Cartagena ha comenzado la puesta en marcha de sus primeras unidades y estará a pleno rendimiento a finales de año para enjugar en un 30 por ciento, es decir en cuatro millones de toneladas, el déficit de producción de gasóleo en España, que ronda los 13 millones de toneladas y que obliga actualmente a importarlo de otros países, según explicó hoy el nuevo director de la planta cartagenera, José Luque.

La ampliación de la refinería de Repsol en Cartagena ha comenzado la puesta en marcha de sus primeras unidades y estará a pleno rendimiento a finales de año para enjugar en un 30 por ciento, es decir en cuatro millones de toneladas, el déficit de producción de gasóleo en España, que ronda los 13 millones de toneladas y que obliga actualmente a importarlo de otros países, según explicó hoy el nuevo director de la planta cartagenera, José Luque.

La factoría resultante tras las obras acumulará una producción de 11 millones de toneladas de combustibles. De ellas, 5,5 millones serán de gasóleo lo cual "multiplicará la producción actual", según Luque. Asimismo, se producirán 1,5 millones de toneladas de coque, y alrededor de tres millones de toneladas de gasolinas.

En la actualidad, la producción es de cuatro millones de toneladas, dos de gasolinas y dos de gasóleos, aunque la capacidad real de refino de las instalaciones es de 5,5 millones de toneladas. "No producimos más porque resulta deficitario, pero con la nueva planta sí se trabajará a pleno rendimiento", indicó Luque.

Para conseguir ese máximo rendimiento se mantendrá en funcionamiento la totalidad de las unidades actuales. "No habrá parada de ninguna de las de la antigua refinería", indicó el nuevo director.

Para dar salida a toda esta producción prácticamente se doblará el movimiento portuario de petroleros. Además, se contará con un nuevo oleoducto, que se construye en paralelo al actual hacia Puertollano y que conducirá el combustible hasta esta localidad para que desde allí sea CLH quien lo distribuya.

Luque se mostró convencido de que la crisis no afectará a las buenas perspectivas de la factoría. También expresó su confianza en que el precio de las gasolinas no seguirá subiendo en la misma medida que lo ha hecho en el primer trimestre de este año.

Las obras de la ampliación, denominada proyecto C-10 se encuentran ejecutadas "en un 90", indicó el nuevo director. Sin embargo, aún hay del orden de 5.500 personas trabajando en ellas. Este número, que ya ha descendido respecto al momento de mayor cantidad de obreros de la construcción, irá bajando hasta la conclusión de los trabajos, mientras se generalizan las operaciones de comisionado o pruebas de funcionamiento.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento