Aguirre y Gallardón concluyen sus inauguraciones llevando el metro hasta Mirasierra

  • La ampliación de la línea 9 de Metro hasta Mirasierrra ha costado 110 millones de euros, beneficia a 30.000 vecinos y ha tardado 16 meses en construirse.
  • Es la primera fase de un proyecto que incluye prolongar la línea 9 en 1,4 kilómetros más y construir una segunda estación en la Calle Costa Brava.
  • Cierra las inauguraciones de la Comunidad y del Ayuntamiento en la legislatura.
Aguirre y Gallardón durante la inauguración de la ampliación de la línea 9 de Metro.
Aguirre y Gallardón durante la inauguración de la ampliación de la línea 9 de Metro.
Kote Rodrigo / EFE

La presidenta regional, Esperanza Aguirre, y el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, han inaugurado este lunes la estación de Metro de Mirasierra, una obra que ha costado 110 millones de euros, que beneficia a 30.000 vecinos y que cierra las inauguraciones de la Comunidad y del Ayuntamiento en la legislatura.

Aguirre y Gallardón han llegado a la nueva estación de Mirasierra, la número 324 de la red de Metro madrileña, a bordo de un convoy de la línea 9 que tomaron en la estación de Herrera Oria y que, como ya es tradicional en estos actos, rompió la pancarta de inauguración a su entrada en el andén, pasadas las 12.10 horas.

A partir de las 15.00 horas y hasta el momento de cierre, los vecinos de Mirasierra podrán entrar gratis en la nueva estación y recorrer en Metro los 1,5 kilómetros de longitud que tiene la prolongación de la línea 9 de Metro, que ha tardo 16 meses en construirse.

El tramo inaugurado este lunes es la primera fase de un proyecto que incluye prolongar la línea 9 en 1,4 kilómetros más y construir una segunda estación en la Calle Costa Brava, donde está previsto hacer también un intercambiador para conectar con las líneas de Cercanías C7, C8 y C10 en una estación que haría el Ministerio de Fomento la próxima legislatura.

La inauguración del Metro a Mirasierra, la última de la presidenta y el alcalde en esta legislatura, ha tenido un tinte preelectoral, ya que ambos han subrayado que en los 16 años que lleva el PP gobernando en la Comunidad (8 años Aguirre y 8 Gallardón) han hecho 200 kilómetros de Metro, mientras que el PSOE en los 12 años que estuvo al frente del Gobierno regional "solo hizo 14 kilómetros".

Aguirre ha destacado que el Metro de Madrid cuenta ya con 324 estaciones y 323 kilómetros de longitud repartidos en 12 líneas, un ramal y tres líneas de Metro ligero, entre las cuales la 9 es una de las más largas porque cuenta con 38 kilómetros y 26 estaciones que discurren desde Arganda del Rey a Mirasierra.

Una línea a la que el alcalde ha confesado que tiene "especial cariño" porque fue la primera que "salió" del municipio de Madrid y que dio al Metro "dimensión metropolitana", al convertir a todos los habitantes de la Comunidad en usuarios potenciales de este transporte público.

La presidenta ha destacado el "trazado difícil" de esta ampliación de la línea 9 y los obstáculos que ha habido que salvar, entre ellos el Instituto Mirasierra, donde la presión de profesores, padres y alumnos consiguió que el Metro no afectara a sus instalaciones. El resultado, ha señalado Aguirre, es una ampliación que beneficia a los vecinos de Mirasierra, a los trabajadores, a los alumnos del barrio y a los usuarios del Hospital Ruber Internacional y de la Clínica CEMTRO (ambas privadas), muy próximas a la nueva estación.

Protestas de los vecinos

Las paredes de la estación se han decorado con mosaicos elaborados con pequeñas fotografías cedidas voluntariamente por ciudadanos anónimos para la campaña publicitaria del 25 aniversario del Consorcio Regional de Transportes.

En la calle se han concentrado los vecinos, media docena de furgones de la Policía Nacional y un grupo de Bomberos del Ayuntamiento que protestaban por la gestión de Gallardón, al que no han podido ver porque ha llegado y se ha marchado en Metro y no ha salido en ningún momento al exterior.

Tampoco lo ha hecho Aguirre que ha regresado en Metro a su despacho de Sol después del acto acompañada, entre otros, por el consejero de Transportes, José Ignacio Echeverría; por el presidente de los empresarios madrileños, Arturo Fernández, y por los ciudadanos que se iban subiendo al convoy y aprovechaban el viaje para charlar con la presidenta.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento