Logo del sitio

Ni con los dedos ni con brochas: las esponjas, las aliadas del maquillaje natural (¡si las usas bien!)

Son herramientas de mucha ayuda cuando buscamos un efecto natural y aterciopelado.
Son herramientas de mucha ayuda cuando buscamos un efecto natural y aterciopelado.
Freepik

Jugosa y con brillos (¡controlados!), así es la piel de 2022 que todas deseamos y buscamos. Una apuesta por su salud integral que, además, está ayudando a reconciliarnos con lo natural: tal y como ocurrió en su momento con la celulitis, los granitos, puntos negros o poros abiertos pueden lucirse porque forman parte del cutis de muchas, ¡y no pasa nada! Una reivindicación tan justa como necesaria que, sin embargo, no es incompatible con que queramos mejorar su aspecto (sobre todo cuando tienden a infectarse e inflamarse), ya sea apostando por tratamientos o por la cobertura con maquillaje. Eso sí, para lograrlo, hay que rechazar el ‘todo vale’ y apostar por lo mejor.

Si buscamos una cobertura ligera, además de apostar por bases poco grasas y fluidas que homogenicen el cutis sin restarle naturalidad, hay que buscar la herramienta adecuada. Las brochas, lejos de lo que podamos pensar, no siempre son aliadas: están diseñadas para conseguir maquillajes más cubrientes con los que podemos perder expresividad si después no sabemos potenciar las zonas de sombras con contouring. ¿Alternativa? Las esponjas... ¡siempre que las usemos como es debido! Limpias, siempre húmedas para mejorar la textura de la base (y evitar que se agriete) y apostando en cada momento por la del tamaño y forma correcto. Pero, ¿tienes claro sus usos?

Aprender a usarlas es la clave de su éxito.
Aprender a usarlas es la clave de su éxito.
Amazon/20deCompras

Igual que tenemos un cosmético para cada zona y tratamiento que requiere el rostro, también es importante destinar una esponja a cada uno de ellos, para evitar mezclar cosméticos y para conseguir los mejores resultados gracias a que cada una de ellas tiene un uso concreto dependiendo de su morfología. Las que tienen forma de huevo suelen ser las más comunes porque su parte estrecha nos permite ser más precisos con la aplicación, mientras que su zona ancha, es perfecta para las zonas más amplias. Para aplicar productos que requieren de mayor precisión, como el iluminador y el corrector, lo más aconsejable es apostar por las asimétricas que son muy ergonómicas para que podamos acceder a todas las áreas del rostro. Las biseladas, por su parte, son perfectas para las zonas más amplias y las mini, para cubrir pequeñas imperfecciones localizadas.

Dados los diferentes usos que ofrecen, el pack arriba destacado incluye cuatro esponjas de maquillaje que nos cubren casi todas nuestras necesidades beauty por apenas ocho euros. Sin embargo, si queremos incluir las de tamaño mini, debemos adquirirlas a parte, ya que no están incluidas

¿Y su limpieza?

Tan importante como usar de forma adecuada cada esponja es su mantenimiento. De él dependen los resultados del maquillaje, la vida útil del producto y, también, el bienestar de nuestra piel, puesto que es el que garantiza que las bacterias no proliferen. Sabemos que limpiarlas tras cada uso es casi misión imposible, pero basta con mojarlas en agua fría con unas gotas del mismo jabón limpiador que usamos para el rostro y comprimirla suavemente para que limpie los restos de maquillaje. Por último, quitamos el exceso de agua con una toalla y las dejamos en un lugar ventilado para que se sequen hasta la próxima aplicación.

¿Quieres descubrir las mejores ofertas? Apúntate a nuestra Newsletter.

¡Que no se te olvide! Si eres Amazon Prime puedes disfrutar de envíos gratuitos en casi todo el catálogo de la plataforma. Si todavía no has descubierto las ventajas de pertenecer a este club, ahora tienes un periodo de prueba gratuito de 30 días.

En 20Minutos buscamos las mejores ofertas de Amazon y otras tiendas. Los precios y disponibilidad pueden variar tras la publicación.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento