Logo del sitio

La autovía que ya ha implantado peajes sin cabinas en España: si no te registras online, te multan

La autovía Deskarga, la A-636.
La autovía Deskarga, la A-636.
Flickr.

Convertir las autovías españolas en una red de peajes está entre las previsiones del Gobierno que, si bien todavía no ha anunciado ningún plan concreto, sigue trabajando por encontrar el sistema idóneo para aplicar a estas vías de alta capacidad, hasta ahora gratuitas en el uso cotidiano. La razón de implementar el pago por uso de las autovías radica en el déficit de más de 8.000 millones de euros que ya acumula su mantenimiento, además de la justificación de equiparar el país a muchas de las naciones europeas.

Aunque por el momento no hay noticias de los planes sobre el cobro en las autovías, la diputación de Guipúzcoa ya ha puesto en marcha un sistema de telepeaje sin cabinas que puede servir de ejemplo al Gobierno español. En concreto, el tramo de la A-636 entre Beasain y Bergara ha cumplido ya su primer mes siendo de pago gracias a un sistema denominado 'Free  Flow', o flujo libre. 

El tramo de autovía, gestionada por la sociedad foral Bidegi, Agencia Guipuzcoana de Infraestructuras, es el primero en implantar un arco de telepeaje que detecta si los conductores han abonado el coste del trayecto o no. Por el momento, han de abonar un peaje todos los vehículos a motor a excepción de las motocicletas.

'Free Flow' con telepeaje

Para que este sistema funcione correctamente, los conductores han de solicitar el dispositivo Abiatu, que no es otra cosa que el sistema de telepeaje que Bidegi pone a disposición de todas las personas empadronadas en Gipuzkoa. Es similar al Via-T y también puede utilizarse en el resto de España, en Portugal y en Francia. 

Para contratar el dispositivo Abiatu en su nueva versión 2.0 es necesario estar registrado en la web de Bidegi. Una vez que este dispositivo está instalado en el coche y relacionado a través de la web de Bidegi con la matrícula del vehículo y un número de cuenta corriente o un sistema de pago, ya se puede circular sin problemas. 

Abiatu solo está disponible para los residentes y empadronados en Guipúzcoa, por lo que la gente que necesite recorrer esta autovía deberán vincular su matrícula a un sistema de pago, a través de otros sistemas de telepeaje también válidos. 

Precios 

Durante la circulación por Deskarga, ya que así se llama este tramo de autovía, los conductores no van a encontrarse ninguna cabina de peaje o puesto de pago: hay en su lugar unos arcos con cámaras de telepeaje que detectan las matrículas y cotejan con la base de datos de Bidegi quiénes están registrados y, por lo tanto, pagarán el coste de esos kilómetros, y quiénes no.

Los precios de la A-636 rondan los 2,53 euros por cada trayecto, aunque los conductores pueden beneficiarse de descuentos. Por ejemplo, en los trayectos de ida y vuelta se hace un precio reducido y, además, existe un tope de gasto de 34,47 euros para los usuarios de Abiatu por el uso de las autopistas AP-1/AP-8 Gipuzkoa y autovía A-636. Según el número de viajes al mes, hay descuentos progresivos del 25%, 55% y 75%.

Ventajas y posibles aplicaciones

Desde Bidelan, la concesionaria privada de autopistas, ya que utilizó este sistema para vehículos pesados en el eje Irun-Etzegarate, explican que se caracteriza por ser un sistema de pago de peaje sin barreras físicas, de manera que evita que "el usuario se tenga que detener o tenga que disminuir la velocidad para abonar el canon correspondiente". De esta manera, el tráfico es mucho más fluido y se evitan retenciones y colisiones. 

Desde esta misma empresa explican que la instalación de estos sistemas de telepeaje coloca a Guipúzcoa al nivel de países como Estados Unidos, Suecia, Austria, Gran Bretaña, Irlanda o Noruega, que ya cuentan con esta tecnología en la tarificación de las vías de alta capacidad. 

Sobre si es posible o no que se utilice este sistema para el resto de la red de autovías españolas, desde el Ministerio explican que, por el momento, el Gobierno está en "fase de análisis" para plantear "un sistema de peajes que sea justo y que equilibre desigualdades". Es necesario, como señalan, tener en cuenta las singularidades de cada territorio, ya que no es lo mismo aplicar un sistema a una autovía de un entorno metropolitano con un área más despoblada. Pese a este periodo de estudio, el sistema 'Free Flow' o el telepeaje con cámaras y sin cabinas podría ser una de las opciones para extender la tarificación por uso al resto de autovías.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento