El entrenador del Ciudad Real, Talant Dujshebaev, celebra junto con algunos de los jugadores del equipo la victoria conseguida ante el Portland San Antonio (EFE).
El Ciudad Real, de la mano de un magistral Arpad Sterbik, acaricia su primer título de la Liga de Campeones tras la demostración de fuerza y calidad exhibida en el partido de ida de la final en Pamplona ante el Portland San Antonio, que únicamente puede agarrarse a un milagro deportivo para remontar los seis goles de desventaja (19-25) la próxima semana en el Quijote Arena.
El sorteo de cuartos de la Liga de Campeones de Balonmano, celebrado ayer en Viena, emparejó, por segundo año consecutivo, a Barça y Portland.
El Barça d’handbol va perdre ahir bona part de les seves opcions al títol de Lliga, després de caure al Palau davant el Portland San Antonio per 26-31.

Página 1 de 6