Envases de Nidina 2, en un super de Santander (Efe).
Los laboratorios de seguridad alimentaria de la Unión Europea están analizando los lotes de leche infantil Nidina 1, Nidina 2 y Nativa 2 fabricados por Nestlé, para saber qué riesgo entraña su consumo. Algunos de esos lotes están contaminados con la tinta de los envases, por lo que han sido retirados del mercado en España, Italia y Portugal. Las autoridades españolas insiten en que la tinta no es tóxica.
<I></I>
Nidina 1, Nidina 2 y Nativa 2 líquidos (de estas fechas de caducidad) son los nombres de los productos que la empresa suiza retirará en España, porque ha encontrado restos de la tinta del envase en la leche. Poco antes, el ministerio de Sanidad había indicado que todos los lotes de este tipo de lácteo para bebés habían sido retirados en septiembre. Los afectados pueden dirigirse al teléfono de atención al cliente (900 334 444) que Nestlé ha abierto ante el suceso.
En relación a la noticia aparecida hoy en los medios de comunicación, sobre unos lotes de leche líquida infantil retirados del mercado italiano, en los que se han encontrado trazas de un componente identificado como isopropiltioxantona (ITX), procedente de una migración del material de embalaje TetraPak impreso en offset, Nestlé informa que, basándose en rigurosos estudios realizados por el proveedor de embalajes y expertos independientes, el producto no ofrece ningún riesgo para la salud.

Página 1 de 2