De Barceló a Burger King

El temor al nuevo recibo de la luz arroja a las grandes empresas al autoconsumo

Planta de autoconsumo de Endesa en las instalaciones de la Sociedad Cooperativa Andaluza Costa de Huelva (Coophuelva)
Planta solar de autoconsumo instalada por Endesa en las instalaciones de la Sociedad Cooperativa Andaluza Costa de Huelva (Coophuelva)
ENDESA
Planta de autoconsumo de Endesa en las instalaciones de la Sociedad Cooperativa Andaluza Costa de Huelva (Coophuelva)

La escalada de precios en el mercado eléctrico sigue su curso. El pasado viernes la luz alcanzó los 88,95 euros/megavatio hora (MWh), cifra que se aproxima peligrosamente a los máximos de enero. No menos relevante es el alza del precio del CO2, cuyos valores se han doblado en los últimos seis meses. La entrada en vigor de la nueva factura de la luz este martes 1 de junio ha contribuido a agitar aún más este cóctel. El temor de la gran empresa a eventuales subidas en el recibo eléctrico ha disparado la demanda industrial de instalaciones de autoconsumo en cuestión de meses. La tendencia ha llevado a las grandes energéticas del país a apostar por este negocio con el objetivo de hacerse con buena parte de estos 'megacontratos'.

La riada de gigantes industriales interesados en aumentar la autonomía energética de sus colosales instalaciones ha ganado caudal desde que el Gobierno puso negro sobre blanco al hablar de la nueva factura de la luz, según coinciden varias fuentes del sector consultadas por La Información. La tendencia abre una jugosa vía de negocio para las grandes energéticas del Ibex 35. En la carrera por 'barrer para casa' buena parte de estos contratos, la agilidad en la finalización de los proyectos es clave. Los inminentes cambios  meten presión en el tejido empresarial y los mayores damnificados serán los gigantes industriales conectados a redes de alta tensión.

Así lo apuntan los informes de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). El supervisor advierte de que las subidas sobre la parte regulada de la factura eléctrica golpearán con más fuerza a las empresas suscritas a tarifas de luz con seis periodos o tarifas 6.x (actuales peajes 6.1, 6.2 y 6.3). Es decir, aquellas con una potencia superior a 450 kilovatios (kW). En estos casos, el coste podría dispararse entre un 3% y un 12%. Se incluyen en este grupo las compañías electrointensivistas: aquellas en las que la luz es un factor primordial dentro del proceso productivo.

Los sectores metalúrgico, químico y siderúrgico son algunas de las áreas de  donde los efectos del nuevo recibo se dejarán sentir con más fuerza. En ellos, el coste energético puede suponer un 50% del coste total de producción. No son los únicos. La luz también supone un importante desembolso para las compañías que mantienen grandes edificios e imponentes almacenes. En la misma situación se hallan las explotaciones agrícolas. A fin de blindarse ante futuros sobrecostes, muchas firmas han tocado a la puesta de las principales energéticas del país para poner en marcha proyectos de autoconsumo, en su mayoría, mediante placas solares.

La pasada semana, Endesa anunció un acuerdo para suministrar energía renovable a 66 hoteles de Barceló Hotel Group. En lo que va de año, la energética que dirige José Bogas también ha cubierto de placas solares los tejados de la cárnica manchega Incarlopsa y las instalaciones de la agrícola Sociedad Cooperativa Andaluza Costa de Huelva (Coophuelva). El grupo selló otro acuerdo con el fabricante de neumáticos Bridgestone para poner en marcha una de las instalaciones de autoconsumo más potentes del país, con una inversión de más de 5 millones de euros.

La riada de peticiones industriales para instalar proyectos de autoconsumo se ha disparado desde que el Gobierno anunció la nueva factura de la luz

Por su parte, Naturgy selló un acuerdo con Jevaso para instalar un centenar de placas solares en su fábrica textil en Artexo. La maderera Losán firmó un contrato con Opengy, la filial de autoconsumo del grupo Enertis, para desplegar 6.000 paneles en su planta de Soria, con los que espera cubrir el 15% de su consumo anual de electricidad. Iberdrola es otra de las participantes en esta carrera. El grupo que preside Ignacio Sánchez Galán cuenta entre su cartera de clientes con gigantes como Mapfre, Marqués de RiscalMakro, entre otros. Burger King también se ha subido a la ola verde y ha confiado en EDP para cubrir de placas solares 300 restaurantes en nuestro país.

El Ministerio para la Transición Ecológica que tutela Teresa Ribera ha sido el gran impulsor del cambio en la factura de la luz, modificación que implicará que todos los consumidores pasen a soportar un peaje cuyo importe variará según el horario de uso. Desde el departamento han explicado que el cambio implica conceder mayor autonomía a los ciudadanos, así como incentivar el ahorro a través de un cambio en los hábitos de consumo. Además, con la implantación de la nueva factura eléctrica, España adaptará su sistema tarifario a las exigencias marcadas desde Bruselas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento