Presenta resultados el miércoles 

La 'nueva normalidad' se resistirá a Inditex aunque dejará atrás las pérdidas

Las ventas del segundo trimestre se prevé que caigan alrededor de un 28% y, otra vez más, el canal online mitigará el impacto con un avance del 45%. 

El presidente de Inditex, Pablo Isla
La 'nueva normalidad' se resistirá a Inditex aunque dejará atrás las pérdidas
EFE
El presidente de Inditex, Pablo Isla

Inditex se enfrenta esta semana a una de sus citas más importantes. El miércoles, 16 de septiembre, la compañía fundada por Amancio Ortega presentará sus resultados del segundo trimestre, que continuarán penalizados por la 'Gran Reclusión' provocada por la Covid-19. El grupo dirigido por Pablo Isla vio como entre el 1 de febrero y el 30 de abril sus ventas cayeron un 44%, hasta los 3.303 millones de euros y entró en pérdidas por primera vez desde su salida a bolsa en 2001 al sufrir 'números rojos' de 409 millones de euros. 

Tres meses después, las previsiones que manejan los bancos de inversión tampoco son para tirar cohetes con sus resultados del segundo trimestre. Las ventas se prevé que caigan alrededor de un 28% y, otra vez más, el canal online mitigará (en parte) el impacto. ¿El motivo? Se pronostica que haya un repunte de las ventas digitales de un 45% y que las realizadas en sus tiendas caigan en torno a un 36%. Todo ello pese a que firmas como Banco Santander han incrementado sus previsiones en las últimas semanas y han reflejado un supuesto más favorable del crecimiento de las ventas en vista de la pendiente más pronunciada de la recuperación a corto plazo observada en muchos países desde la relajación de los confinamientos. 

El equipo de banca de inversión de la entidad cántabra destaca que la normalización de la actividad está cerca. "Estimamos una caída de ventas del 11% en agosto por las restricciones al turismo" y ven la nueva colección de Zara como uno de las puntales de Inditex puesto que "batirá a sus rivales a medida que la temporada otoño/invierno cobre impulso". La nota positiva, en la que coinciden las grandes firmas, es que dejará atrás las pérdidas y logrará beneficios: 163 millones pero antes de impuestos según prevé Santander o 119 millones de euros de beneficio neto para Banco Sabadell. Previsiones que, en caso de decepcionar al mercado, podrían hacer que sufriera pérdidas como ya sucedió en el trimestre anterior, sobre todo si realizara alguna provisión extraordinaria. 

El grupo de distribución ha capeado mejor el temporal durante su segundo trimestre fiscal gracias a la reapertura de las tiendas en los meses de mayo y junio tras sufrir la 'Gran Reclusión'. No obstante, las limitaciones al turismo por parte de distintos países también han supuesto un freno a la llegada de turistas y, por ende, a las ventas del grupo. El canal online, que era una de las apuestas del grupo antes de que se produjera toda la crisis sanitaria, ha sido la punta de lanza en estos meses e incluso el propio Pablo Isla, en su última junta de accionistas, destacó que el objetivo era trasvasar el 25% de las ventas totales al canal online de aquí a 2022.

Recientemente, la compañía puso otra marcha a su negocio online y ha estrenado web para comprar productos de Lefties, dentro de su 'hoja de ruta' orientada a la omnicanalidad, por lo que cuenta ya con todas sus marcas operando a través de este canal. De hecho, la firma que nació como el 'outlet' de Zara se ha erigido como la marca propia más asequible de Inditex pero ha sido, también, la que más ha sufrido con la crisis sanitaria provocada por el coronavirus ya que todo su negocio, hasta la apertura del e-commerce en septiembre, provenía de las 150 tiendas que tiene repartidas en seis países. 

Los inventarios también suscitan gran preocupación en la mayoría del sector ante la caída de ventas. Por ejemplo, H&M en su presentación de resultados del segundo trimestre señaló que "la sobreoferta de prendas de primavera en todo el sector y la debilidad del mercado hacen que estimemos que el porcentaje de prendas con precio rebajado con respecto a la venta total crezca en el tercer trimestre". Esta situación ha sido mejor capeada por el gigante español ya que "Inditex contó con un 65% de nuevo inventario a principios de julio, lo que evita presiones significativas para aplicar descuentos en el segundo trimestre y en la temporada de otoño-invierno de este año", según el informe de la entidad cántabra. No obstante, la fortaleza del euro jugará en contra de sus principales negocios fuera de la Unión Económica y Monetaria como son Rusia (553 tiendas) o México (435), principalmente. 

Los bancos de inversión españoles han sido algo más optimistas que los internacionales. Morgan Stanley sacó la 'tijera': empeoró su recomendación de 'mantener' a 'infraponderar'  y recortó su valoración para Inditex tras descartar una gran recuperación de sus ventas y recalcar que todavía contará con seis y hasta doce meses de 'vientos de cola'. De hecho, el propio consenso pronosticó el gran golpe para el sector de la Covid-19 puesto que la empresa con sede en Arteixo tardará hasta 2022 en recuperar sus ventas previas a la 'Gran Reclusión'

Aitor Méndez, analista de IG, ha destacado que "lo que sí podría marcar decisivamente el humor de los accionistas es conocer las previsiones de cierre de ejercicio que pueda dar la compañía. La segunda oleada del coronavirus se ha presentado en los países occidentales mucho antes de lo que cabía pensar en el mes de julio y ello podría influir también en sus planes de negocio.La apuesta por lo digital sigue siendo muy valorada como inversión de futuro, pero también se espera que siga dando sus frutos en el presente, lo que, sumado a los ahorros de costes que pueda seguir aplicando, debería permitir a Inditex ofrecer unas perspectivas para cierre del ejercicio lo suficientemente satisfactorias como para convencer al mercado". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento