Tras una caída en bolsa del 41%

Huawei se recupera tras los cinco años de sanciones impuestas por Estados Unidos

Huawei se recupera tras los cinco años de sanciones impuestas por Estados Unidos
Huawei se recupera tras los cinco años de sanciones impuestas por Estados Unidos
Europa Press
Huawei se recupera tras los cinco años de sanciones impuestas por Estados Unidos

La compañía tecnológica Huawei lleva cinco años enfrentándose a la ofensiva legal del Gobierno de Estados Unidos, por la que la multinacional china no tiene la capacidad de hacer uso de tecnología estadounidense, incluyendo los servicios de Google. La limitación del acceso de la firma a unas herramientas tan frecuentemente utilizadas en el sector dejó a la empresa en una "lucha por sobrevivir", pero la dirección de la compañía ha asegurado haberlo superado y "estar de vuelta".

El enfrentamiento legal entre Estados Unidos y el gigante de la infraestructura de tecnologías de comunicación comenzó en enero de 2019, cuando se acusó a Huawei de no respetar las sanciones impuestas a Irán, además de denunciar la existencia de fraude. Unas semanas después, desde Washington se afirmo que mantener las relaciones con la empresa como se habían desarrollado hasta ese momento suponía un peligro para la seguridad nacional y se establecieron una serie de sanciones a la compañía china.

El impacto de las restricciones a la actividad de la multinacional se agravó durante el segundo trimestre de 2020, después de que Huawei lograse hacerse con el puesto de primera compañía a nivel mundial en cuanto a ventas de 'smartphones', superando la cifras de sus principales competidores. Los rivales que se quedaron atrás fueron la surcoreana Samsung, pero también la estadounidense Apple.

Tocada, pero no hundida

La empresa, que no cotiza en bolsa, cerró 2020 con una caída del 41% en ventas, descendiendo al sexto puesto en cuota de mercado global, y en 2021 sus ingresos sufrieron una caída interanual del 28,5%. Además, en 2020 vendió su filial de dispositivos de bajo coste, Honor, a un consorcio mayoritariamente estatal para "salvar la cadena industrial" ante las sanciones a la matriz.

Sin embargo, según la consultora china TechOcean, las sanciones "no afectaron al negocio central de Huawei", dado que los teléfonos eran solo "una de las patas", una que "puede tener efectos adversos cuando constituye una parte importante de los ingresos" por las "fluctuaciones" en dicho mercado. De hecho, las infraestructuras de telecomunicaciones siguen representando la mayor parte de los ingresos de Huawei y otras "patas" como la computación en la nube, las soluciones de vehículos inteligentes o la inteligencia artificial "siguen contribuyendo a su crecimiento".

En China, donde muchos servicios de Google ya estaban bloqueados, Huawei no notó tanto el efecto de las sanciones -pese a experimentar caídas interanuales de ventas en 2021- y se situó en el segundo puesto del mercado local de 'smartphones' a finales de 2023.

El simbólico Mate 60 y la ruptura con Android

En septiembre, el lanzamiento de los teléfonos Mate 60 concitó gran expectación en China como símbolo de la recuperación de Huawei, algo que provocó el agotamiento de existencias en algunos locales. Los Mate 60 emplean un chip de 7 nanómetros fabricado por la mayor productora china de semiconductores, SMIC, pese a las restricciones de EE. UU., cuyo Gobierno anunció que investigaría el supuesto avance chino en este campo.

Además, Huawei anunció que su sistema operativo, HarmonyOS Next, dejar de ser a partir de este momento compatible con aplicaciones de Android, marcando su ruptura con el sistema de Google, que tiene prohibido vender productos a la marca china desde 2019.

Tormenta "superada"

El presidente rotatorio de Huawei, Ken Hu, declaró recientemente que la empresa "superó la tormenta" y que "está de vuelta", al anunciar que los ingresos de 2023 ascendieron interanualmente un 9% hasta alcanzar la suma de los 99.000 millones de dólares.

La empresa recuperaba así el optimismo tras unos años de caída en facturación y "desafíos" externos, en contraste con la actitud de 2020, cuando su prioridad era "sobrevivir". "Gracias al trabajo de nuestros equipos de i+D, suministro y otros, hemos logrado un gran progreso en la continuidad del negocio y el liderazgo tecnológico", apuntó Hu.

Creciente perfil político

En 2021, los medios chinos cubrieron detalladamente el regreso a China de Meng Wanzhou, entonces directora financiera de Huawei e hija del fundador de la compañía, después de que Canadá la liberara como parte de un acuerdo con las autoridades estadounidenses para suspender el proceso judicial por fraude contra ella y coincidiendo con la liberación de los canadienses Michael Spavor y Michael Kovrig, detenidos en aparente represalia en China desde 2018 por espionaje.

La cadena estatal CCTV retransmitió en directo el aterrizaje de Meng tras tres años de arresto domiciliario, recibida por una alfombra roja y una multitud ondeando banderas chinas, mientras que el oficial Diario del Pueblo describió su regreso como "una victoria del pueblo chino". Asimismo, desde que se reactivase la diplomacia china en 2023 tras la política de 'cero covid', la visita a oficinas de Huawei ha sido parte de la agenda de mandatarios de países como Argentina, Brasil o Argelia durante sus viajes oficiales a China.

Otro exponente de esta tendencia se registró en septiembre, cuando el presidente chino, Xi Jinping, regaló a su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, un modelo plegable de la marca, a lo que el caribeño respondió elogiando la seguridad de los teléfonos de Huawei frente a las intervenciones estadounidenses.

EEUU y Europa mantienen la hostilidad

Los móviles de Huawei están vetados en EEUU, pero se pueden encontrar en plataformas como Amazon o eBay; las operadoras también recibieron orden de veto, pero algunas como T-Mobile sí le dan servicio aunque con dificultades, según internautas. Respecto a los equipos de telecomunicaciones, el programa "Rip and replace" subvenciona la "eliminación y reemplazo" de infraestructuras chinas como las de Huawei, pero las operadoras critican que la falta de financiación las obliga a dejar desconectadas zonas rurales. 

Por las presiones de EE. UU., el Reino Unido prohibió en 2020 instalar nuevos equipos de Huawei en la red de 5G y dio plazo hasta 2027 para eliminarlos totalmente de la infraestructura. Por su parte, la Comisión Europea considera que Huawei "presenta riesgos más altos que otros proveedores" de la red 5G por sus supuestos vínculos con el Gobierno chino, según el último informe de 2023 sobre las medidas tomadas para la seguridad de esta tecnología, que se han traducido en las restricciones impuestas por diez países a que Huawei o la también china ZTE participen en el despliegue de su red 5G, unas acciones que para Bruselas "están justificadas".

La compañía manifestó su "firme oposición" y aseguró que las conclusiones de Bruselas "no se basan en un juicio transparente u objetivo". Mientras, en España, se está pendiente de que el Gobierno publique el listado de proveedores de alto riesgo, tal como estipula la Ley de Ciberseguridad 5G, y de si incluirá o no a Huawei.

La Información
La Información

Diario económico de referencia en España que te ayuda a entender la economía y tomar las mejores decisiones para tus finanzas

Mostrar comentarios

Códigos Descuento