Folleto de la OPA

La CNMV aflora el papel de toda la familia Slim en la nueva Metrovacesa

Los seis hijos del hombre más rico de México figuran en el consejo de administración de la sociedad dominante de FCC. De triunfar la oferta, la compañía daría un golpe sobre el tablero inmobiliario español.

Slim posa en un acto de su amigo y expresidente del Gobierno Felipe González.
Carlos Slim, el hombre más rico de México que quiere hacerse con Metrovacesa.
Europa Press
Slim posa en un acto de su amigo y expresidente del Gobierno Felipe González.

La hoja de ruta de Carlos Slim para hacerse con Metrovacesa avanza justo dos meses después de ser desvelados. El regulador bursátil ha dado luz verde al periodo de aceptación de su OPA sobre la compañía española y ha sacado a la luz los pormenores de la oferta del magnate mexicano. Su plan para dar un golpe sobre el tablero inmobiliario español involucra a toda la saga y distintas generaciones Slim, en una operación valorada en 262 millones euros y que, de momento, cuenta ya con un aval de Banco Santander, uno de los accionistas que deben decidir si venden o no su participación en la compañía opada.

El folleto de la oferta desvela que, pese a que el candidato a hacerse con Metrovacesa es la filial inmobiliaria de FCC, quien controla esta compañía en última instancia con casi un 70% del capital de manera directa e indirecta es la mercantil mexicana Control Empresarial de Capitales (CEC). Esta empresa patrimonial declara también ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que suma a dicho porcentaje de control un 4,54% adicional por los derechos de voto que mantiene en la sociedad Nueva Samede, ligada a Esther Koplowitz.

A datos de 2020, últimos disponibles, Control Empresarial de Capitales contaba con activos por valor de 617 millones de dólares e ingresos anuales de 167 millones de dólares. Entre sus otras participadas aparecen compañías inmobiliarias como IC Real State y participaciones menos significativas en el grupo minero Frisco o el de telecomunicaciones América Móvil. La compañía fue constituida en el año 2005, está domiciliada en Ciudad de México y está integrada al completo por siete miembros de la familia Slim.

El presidente, de hecho, no es Carlos Slim, sino su hijo menor Patrick. Le acompañan como vocales de esta sociedad su padre y su hermano mayor, Carlos Slim Domit, un gran aficionado del mundo del motor como prueba haber fundado una escudería de Fórmula 1 como Telmex. El resto de miembros del consejo son el tercero de sus hijos varones, Marco Antonio Slim, y sus tres hermanas: Vanessa, María y Johanna. Todos ellos participan de los negocios de su padre, al igual que de otras actividades de filantropía y ligadas a las fundaciones de las distintas empresas.

Periodo de aceptación

Con la decisión del regulador bursátil, empieza el periodo de aceptación de la oferta. La OPA va dirigida a un máximo de 36,4 millones de acciones de Metrovacesa, o lo que es lo mismo, un 24% de su capital social. El precio se ha fijado en 7,2 euros por acción, aprovechando que la compañía había caído en bolsa en los últimos meses y todavía no había remontado. La prueba: sus acciones cotizan todavía hoy a precios inferiores al valor neto de sus activos. El folleto aclara que al tratarse de una OPA parcial no hay planes de excluir de bolsa a la compañía ni de ejercer derecho de compraventa forzosa. 

Entre quienes deben dar un o un no a Slim está Banco Santander. La entidad financiera presidida por Ana Botín juega un papel de agente doble en esta OPA, pues, además de principal accionista de Metrovacesa (49,6%), es la entidad que avala la oferta de los Slim desde FCC Inmobiliaria. El otro gran accionista es BBVA (20%), quien, al igual que el Santander, heredó el capital social de la compañía cuando canjeó por acciones la deuda que la promotora, entonces en manos de la familia Sanahuja, arrastraba tras la crisis de 2008.

Objetivo: consolidar el inmobiliario

En el sector coinciden que Slim ha movido ficha para ir a por Metrovacesa en un momento en el que cada vez más voces apuntan a la consolidación en España. El hombre más rico de México lleva tiempo explorando el terreno: tiene una participación mayoritaria en la promotora Realia y en enero de 2020 se hizo con más del 3% de otra promotora, Quabit, tras invertir cerca de cinco millones de euros. Desde ese momento, tardó poco en dar el primer bocado a Metrovacesa, donde declaró haber superado la barrera del 5% del capital social.

Todo apunta a que el goteo de fusiones y adquisiciones seguirá su curso. Las compañías necesitan sumar nuevos metros cuadrados e incorporarlos a su banco de suelo (landbank) para poder poner en marcha sus planes. A las maniobras de Slim le han acompañado las intenciones de Neinor Homes, que intentó hacerse con Vía Célere. Entre los planes que sí le salieron bien estuvo la integración de Quabit, firmada en enero de 2021. Otras operaciones de mayor tamaño que también llegaron a buen puerto fueron las compras de Asentia por parte de Urbania y las de Jaureguizar por parte de Urbas.

Cristian Reche
Redactor de Empresas

Graduado en Periodismo y especializado en economía. Empecé mi etapa laboral en la delegación de TVE en la Comunidad Valenciana y en otros medios locales y regionales. Más tarde, me incorporé a Economía Digital, donde estuve más de cuatro años, primero en Barcelona y más tarde en Madrid. Entré a formar parte de La Información en mayo de 2021

Mostrar comentarios

Códigos Descuento