Lugo expresa su apoyo a las familias de los jóvenes asesinados en el 'Marzo Paraguayo'

  • Asunción, 26 mar (EFE).- El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, expresó hoy su apoyo a los familiares de los siete jóvenes asesinados el 26 de marzo de 1999 durante las protestas registradas tras el homicidio del vicepresidente paraguayo, Luis María Argaña, que forzaron la renuncia del entonces mandatario, Raúl Cubas.

Asunción, 26 mar (EFE).- El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, expresó hoy su apoyo a los familiares de los siete jóvenes asesinados el 26 de marzo de 1999 durante las protestas registradas tras el homicidio del vicepresidente paraguayo, Luis María Argaña, que forzaron la renuncia del entonces mandatario, Raúl Cubas.

Gladys Bernal, madre de uno de los asesinados a tiros durante esas protestas, conocidas como el "Marzo Paraguayo", dijo a Efe que Lugo recordó con "hondo pesar" esos hechos y les ofreció su apoyo durante la audiencia que les concedió en el Palacio de López (sede Gubernativa).

"Le comentamos al presidente nuestra situación jurídica. A diez años de esta tragedia no tenemos justicia, solamente existe un sentenciado en primera instancia y en cualquier momento podría ser beneficiado con alguna medida sustitutiva a la prisión", explicó.

"Yo viví momentos terribles, vi caer a mi hijo, con dos balas expansivas en la cabeza. Estuvo internado dos días, era joven y fuerte, pero no soportó", recordó Bernal entre sollozos.

Paraguay recuerda como el "Marzo Paraguayo" el asesinato de Argaña, el 23 de marzo de 1999, y la protesta del día 26, en la que murieron siete jóvenes y más de un centenar de personas resultaron heridas al ser atacadas a tiros por presuntos simpatizantes del general retirado Lino Oviedo, a quien también se había atribuido la autoría moral del homicidio del vicepresidente.

No obstante, Oviedo, ahora líder del Partido Unión Nacional de Ciudadanos Éticos (UNACE), segunda fuerza de la oposición, fue absuelto del proceso que afrontaba por esos hechos.

El general retirado, quien en ese tiempo era amigo y aliado político de Cubas, se presentó como candidato a la presidencia de Paraguay en los comicios generales del 20 de abril de 2008, en los que Lugo se impuso al frente de una coalición de amplio espectro ideológico.

La muerte de Argaña y de los jóvenes propiciaron la renuncia de Cubas y la huida del país de Oviedo, quien tras permanecer asilado en Argentina y Brasil regresó en 2004 para cumplir una pena de diez años de cárcel por la intentona golpista que encabezó en 1996.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento