Libro sobre inversiones

Los trucos de un jubilado de 34 años que logró ahorrar casi 3 millones de euros

Después de trabajar duramente por muchos años para lograr cierta estabilidad laboral y realizar algunas inversiones, este joven consiguió jubilarse de manera anticipada acumulando una gran fortuna.

Billetes de euro.
Billetes de euro.
Imagen de Racool_studio en Freepik.
Billetes de euro.

El movimiento FIRE, que responde a las siglas 'Financial, Independence, Retire Early', es un concepto nacido en Estados Unidos cuyo objetivo es que cada persona pueda establecer un plan financiero de ahorro e inversión para conseguir rentas pasivas de las que vivir una vez te jubiles. Y esta jubilación tiene que ser lo más temprana posible para disfrutar de la vida sin trabajar. Los pasos son claros. El primero consiste en realizar un análisis de las finanzas personales. Se deben calcular gastos, ingresos, deudas y posibles rentabilidades que se podrían sacar a propiedades. 

A partir de ahí, se calcula el dinero que se necesitaría por año para vivir una vez jubilado. Un método alternativo es el CoastFIRE, que aunque sigue los mismos principios, pone el foco fundamental en las inversiones. En este caso, el participante tendrá que tener suficiente dinero invertido a cierta edad como para que ya no necesite realizar más inversiones una vez se jubile a los 65 años, o incluso antes.

Estos son los principios que siguió Sam Dogen, un antiguo inversor de banca y ahora experto en finanzas personales, que ha revelado en CNBC Make It las principales desventajas de la jubilación anticipada. Aunque asegura que no se arrepiente de su decisión, considera que hay muchos puntos que no suelen contar aquellos beneficiarios del sistema. Él, dejó su puesto después de trabajar durante 13 años en una compañía de banca de inversión y renunció a un sueldo de más de seis cifras para tener mayor libertad con su tiempo. 

Sus principales aprendizajes

Sin embargo, no tomó esta decisión sin una planificación previa. Siguiendo las bases del movimiento FIRE, consiguió generar ingresos pasivos en los años previos a su retiro a través de inversiones en banca por valor de más de 80.000 dólares al año. Gracias a ello, logró acumular un patrimonio de casi 3 millones de euros, que le ha servido para mantener cierta estabilidad económica sin necesidad de continuar trabajando.

Después de 10 años retirado, Dogen ha continuado empleando su tiempo en buscar nuevas formas de crear ingresos adicionales a sus inversiones en banca. Desde un blog de finanzas, Samurai Financiero, hasta invertir en viviendas o ser entrenador de tenis. Tres años después de esta decisión, su mujer decidió seguir sus pasos y desde entonces ambos centran sus esfuerzos en la crianza de sus hijas y otros proyectos personales que les reportan dinero cada mes.

"Según mi experiencia, los pros superan a los contras. Me despierto cuando quiero, no tengo que soportar reuniones improductivas o compañeros nefastos. He viajado a más de 20 países con mi esposa y en 2017 me convertí en padre, uno de los trabajos a tiempo completo más difíciles que he tenido", señala. A pesar de su éxito jubilándose cuando aún era joven, el inversor considera que no es una opción para todo el mundo, por eso ha detallado algunas de las desventajas que quienes estén planteándose esta opción deberían conocer:

  • Sentirse perdido por no tener una profesión concreta: la gente continuará preguntándote o cuestionando tu decisión a nivel profesional, por lo que a menudo ocurre que las personas sufren una crisis de identidad y sienten la necesidad de seguir en su sector laboral.
  • Dudar de la decisión: jubilarse cuando eres joven hace que tengas muchas dudas sobre tu nueva etapa. Tener una fuente de ingresos menos estable puede generar que nos entre ansiedad.
  • Diferente del resto de personas: al no ser una decisión muy habitual, es posible que "la gente no te dé la misma cantidad de respeto que le daría a un ciudadano de clase trabajadora", señala el experto.
  • La jubilación no da la felicidad: si no eras feliz antes de retirarte, no lo serás después. "Muchas personas piensan que una vez que alcancen la libertad financiera o dejen un trabajo que odian, serán permanentemente más felices, pero es más bien a corto plazo".
  • Cuidado con el aburrimiento: descubrir que no tienes obligaciones de acudir a una oficina o salir todos los días para realizar tareas puede afectarte. Todo ese tiempo libre es importante utilizarlo a tu favor, y nunca está de más seguir aprendiendo sobre aquello que te gusta.
L.I.
Redacción

Diario económico de referencia en España que te ayuda a entender la economía y tomar las mejores decisiones para tus finanzas

Mostrar comentarios

Códigos Descuento