Desde 2020 

La subida de precio del aceite de oliva 'obliga' a más de un millón de hogares a dejar de consumirlo

El 'oro verde' lo consumían 16,1 millones de hogares en la pandemia mientras que, a cierre de 2023, el consumo llegaba a 14,9 millones, según Kantar. El sector prevé una mejor cosecha y también una caída de los precios.
Gráfico aceite de oliva portada
La subida de precio del aceite de oliva 'obliga' a más de un millón de hogares a dejar de consumirlo
Nerea de Bilbao
Gráfico aceite de oliva portada

La escalada de precios del denominado 'oro verde', acentuada tras la salida de la pandemia y la invasión rusa de Ucrania en febrero de 2022, así como la merma de la cosecha de 2022-2023 por la reciente sequía, han supuesto un auténtico test de estrés para el sector. En concreto, según datos de Kantar a los que ha tenido acceso este medio, más de un millón de hogares han dejado de consumir aceite de oliva desde 2020. En concreto, si 16,1 millones de hogares lo hacían en 2020, esta cifra se había reducido a 14,9 millones a cierre de 2023. Esto supone 1,2 millones de hogares menos. Por otro lado, esta consultora estima que en el mismo periodo de tiempo el consumo medio de los hogares se ha reducido en 7 litros, de 26 a 19 litros.   

En paralelo, según constata Kantar, el precio medio se ha duplicado desde 2020, de 3 euros/litro a 7,56 euros/litro. Por su parte, la penetración del 'oro verde' ha retrocedido en el tiempo analizado más de 14 puntos porcentuales, desde el 64,9% del primer trimestre del año de la pandemia hasta el 50,5% de los últimos tres meses del año pasado. Otro dato revelador del comportamiento del consumidor es el ligero repunte de los hogares, que consumiendo aceite, optan por el de girasol. La penetración de esta última ha pasado del 11,1% en 2021 al 14,4% a cierre de 2023. Por su parte, los hogares que combinan aceite de oliva y girasol repuntan en un 2,5% en el mismo periodo. En paralelo, las familias que consumen exclusivamente aceite de oliva han pasado en este tiempo de representar una penetración del 26,4% al 23,1%. 

Un cuadro similar perfilan las últimas estadísticas de ventas de aceites envasados en España, que elabora la Asociación Nacional de Industriales Envasadores y Refinadores de Aceites Comestibles (Anierac) y cuya versión más actualizada es de marzo. Los envasadores destacan que, en los seis primeros meses de la actual campaña ( de octubre de 2023  a marzo de 2024), comercializaron 110,47 millones de litros de aceite de oliva. Esto supuso 23,45 millones menos que en el mismo periodo de la campaña anterior (octubre 2022-marzo de 2023). De igual modo, los socios de Anierac comercializaron más aceite de girasol: de 127,40 millones de litros a 158,57 millones. Sin embargo, el resto de los aceites (semillas, colza y soja) han retrocedido en idéntico periodo respecto a 2022-2023: un 7,11% en el caso del aceite de semillas, un 15,14% el colza y un 63,67% la soja.

Mejores ventas y previsiones de cosecha

Desde el sector admiten que los últimos años no han sido fáciles, pero ven la luz al final del túnel y apuntan hacia una cosecha mejor en la campaña 2023-2023. En concreto, en Carbonell, se mostraron seguros la semana pasada de que salvo sorpresas (sobre todo, climáticas) el año terminará con una producción de entre 1,2 y 1,3 millones de toneladas. No les falta razones. Con los últimos datos del Ministerio de Agricultura en la mano, correspondientes al pasado mes de mayo, el aceite de oliva producido en España ya ascendía a 851.014 toneladas. Esta cifra es muy superior al aforo inicial, previsto por este Ministerio en octubre pasado que era de 765.300 toneladas, así como de lo producido en la campaña anterior: 666.000 toneladas. 

En la Interprofesional del Aceite de Oliva Español reconocen la disminución en el consumo de los últimos años. "Las ventas han bajado, es cierto, pero es que el sector no hubiera podido hacer frente a unas ventas 'normales' porque no hay aceite suficiente ni aquí ni en el resto del mundo", apunta su gerente Teresa Pérez a 'La Información'. En concreto, destacan que las cifras de ventas ya apuntan un leve repunte de 27.000 toneladas a pesar de los precios respecto a 2023, según datos oficiales de Agricultura. Desde la Interprofesional añaden que las ventas totales de aceites de oliva ya alcanzan las 668.400 toneladas en lo que llevamos de campaña 2023/2024. Mientras que hace 2 años, en abril de 2022, las ventas fuero de 960.400 toneladas y, en el mismo mes de 2021, supusieron más de un millón de toneladas. En concreto, aclaran que la facturación hasta abril está un 23,5% por debajo de la media de los últimos 3 años. Sin embargo, el repunte citado arriba se detecta si se comparan las cifras anteriores con las de 2023.

Teresa Pérez (Interprofesional del Aceite de Oliva Español): "No esperaba que el consumo se comportara tan bien en una situación de precios históricamente altos"

A juicio de Pérez (Interprofesional del Aceite de Oliva Español), "algo ha cambiado en el consumidor mundial en las últimas décadas" y reconoce que "no esperaba que el consumo se comportara tan bien en una situación de precios históricamente altos y no solo nos referimos a España". En este sentido, la representante de la Interprofesional cree que "el consumidor no renuncia a un alimento que es básico para él" y que el impulso promocional también ha contribuido. 

De cara al futuro, la gerente de la Interprofesional se muestra prudente sobre las mejores expectativas de cosecha y no duda en hablar de un mercado "tensionado". Como ejemplo, menciona que la Comisión Europea calcula que la producción en la Unión Europea alcanzará unos 2,5 millones de toneladas en esta campaña mientras que el consumo podría dispararse hasta los 2,84 millones. "Eso significa que, en el próximo otoño, quedará muy poco aceite en todo el mundo ya que hemos tenido que tirar de lo almacenado", concluye.

Carlos Manso Chicote
Redactor de Economía y Empresas

Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y amante de todo lo relaciona con el campo. He pasado por las redacciones de Telemadrid y en los económicos Vozpopuli, Invertia y en la sección de Economía de ABC. También he pasado por los gabinetes de comunicación del Congreso de los Diputados y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP). En 2020 recibí el III Premio Oriva de Periodismo y en 2021 y 2022 quedé finalista en los Premios de Periodismo de Cepesca.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento