Foro 'Nueva globalización. Nuevos retos'

El biometano puede cubrir el consumo de gas de los hogares y el 70% del industrial

Vídeo podcast de Cesce y el Foro de Marcas Renombradas Españolas sobre 'Energías Alternativas'
Vídeo podcast de Cesce y el Foro de Marcas Renombradas Españolas sobre 'Energías Alternativas'
Cesce
Vídeo podcast de Cesce y el Foro de Marcas Renombradas Españolas sobre 'Energías Alternativas'

El biometano es una solución madura que, en el caso concreto de España, permitiría descarbonizar la calefacción de los hogares, cubriendo el 100% del consumo residencial de gas convencional y, además, el 70% del consumo industrial. Un estudio de la patronal Sedigas apunta a que el país cuenta con un potencial de producción de de 100 teravatios/hora de biometano, esto es, aproximadamente el 45% de todo el consumo de gas de un año convencional como el ejercicio 2019-2020, previo al estallido de la pandemia.

"Es muchísimo. Estamos hablando de descarbonizar, mediante una solución autóctona, disponible a día de hoy y con una tecnología madura, prácticamente el 50% del consumo de gas fósil que tenemos", explica Germán Medina, responsable de Gad Advocacy en Nedgia, la distribuidora de Gas del grupo Naturgy, en el marco de la quinta entrevista del vídeo podcast 'Nueva globalización. Nuevos retos', organizado por Cesce y por el Foro de Marcas Renombradas Españolas.

La adopción del biometano permite deshacerse de un residuo que no es fácilmente valorizable -España es el país que más multas paga de la Unión Europea por mala gestión de los residuos- obteniendo un vector energético totalmente intercambiable por el gas fósil, pero con componente renovable, a la vez que se consigue también fertilizante orgánico de calidad, detalla Medina. Hay, de hecho, municipios que ya están generando gas a través de sus residuos, como Cerdanyola del Vallès, en Barcelona, o como A Coruña, que cuenta con la estación depuradora de aguas residuales de Edar Bens.

Desde su punto de vista, el hecho de que España no tenga el nivel de desarrollo de esta tecnología similar al de países como Francia responde a la "falta de ambición". Así, el responsable de Nedgia considera que habría que dotar a la política energética de una dosis de realismo y no tanto de idealismo. "No podemos permitirnos dejar ninguna tecnología atrás. Tenemos que tener en cuenta lo que tenemos para poder disponer de un suministro seguro, estable, competitivo y descarbonizado", señala.

El compromiso de Cesce con las energías alternativas

En este sentido, Cesce, como empresa de seguros de crédito y caución y como agencia de crédito a la exportación de España, no solo tiene un rol fundamental en la internacionalización de la empresa española, sino que el consenso de la OCDE le obliga a que de todos los proyectos a los que otorga cobertura analicen los impactos medioambientales y sociales. "Este interés en las energías alternativas y en la sostenibilidad no nos pilla por sorpresa", señala María Arbulo, analista de Inspección Técnica y Medio Ambiente de la compañía.

Arbulo detalla cómo en Cesce han detectado que desde 2020 ese interés ha crecido enormemente y se ha puesto en el centro de la opinión pública y de los medios de comunicación, impactando también en la agenda política. Actualmente, la política de cambio climático de la compañía se basa en tres pilares: en las restricciones a sectores que se consideran críticos -que son principalmente los combustibles fósiles-, en los incentivos -tanto en forma de flexibilidades adicionales para productos existentes, como de nuevos productos enfocados a las energías alternativas y otros proyectos verdes que contribuyen a la lucha contra el cambio climático-; y el tercer pilar sería la transparencia.

Sobre el segundo pilar, los incentivos, se dirigen no sólo a las energías alternativas, sino a todos los sectores que son estratégicos en la lucha contra el cambio climático. Para ello, en Cesce han flexibilizado los productos con los que ya contaban y han creado otros nuevos, entre los que destacan: las pólizas verdes, las pólizas de inversión estratégica y las coberturas para consumidores electrointensivos, que van dirigidas a empresas con un alto consumo de energía y el precio del suministro eléctrico resulta muy crítico y afecta a su producción. Estos productos, explica, están teniendo gran acogida y mucho interés por parte de la industria.

Ingrid Gutiérrez
Redactora de Macro

Periodista económica desde 2006, me incorporé a 'La Información' en 2017 como redactora de Macro, una labor que desarrollé antes en elEconomista (2013-2017). Durante más de una década disfruté de mi pasión por la radio como redactora de Informativos (Punto Radio y Cope). Fui colaboradora en Informativos Telecinco y actualmente participo en 'La Brújula de la Economía' de Onda Cero.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento