La verdadera historia detrás del meme del niño loco alemán destrozando su ordenador: era una parodia

  • El primer meme de la historia de internet nació de una parodia sobre la violencia de los videojuegos.
  • Quiso reírse de la idea de que los juegos vuelven agresivos a los niños, pero lo utilizaron para lo contrario.
El aspecto actual del protagonista del famoso meme del niño alemán rompiendo su ordenador.
El aspecto actual del protagonista del famoso meme del niño alemán rompiendo su ordenador.
HERCULES AGK / YOUTUBE

Muchos de los que os criasteis con los comienzos de internet recordaréis al niño loco alemán que se convirtió en meme antes incluso de que existiera este concepto. Aquel niño regordete que destrozaba su ordenador en cuatro minutos se hizo tan famoso que fue el protagonista de numerosos chistes.

Sin embargo, a pesar de su popularidad, pocos conocen la verdadera historia detrás de Leopold. Para entenderla, ha que remontarse al 20 de noviembre de 2006, fecha en la que un joven llamado Sebastian Bosse irrumpió armado en la escuela de Emsdetten, en Alemania y se suicidó después de herir a cuatro de sus compañeros, tal y como recuerda Vandal.

En busca de darle una explicación a ese comportamiento tan violento, la investigación descubrió que el muchacho había pasado los últimos meses jugando al título de PC, World of Warcraft.

Pronto, la opinión pública relacionó ese dato y se empezó a decir que lo que había hecho Sebastian venía provocado por los videojuegos, sin tener en cuenta las palabras que dejó en su testamento, donde cargaba contra la crueldad y superficialidad de sus compañeros de clase.

Los debates en la televisión alemana sobre este tema se incrementaron, invitando a una larga lista de expertos, psicólogos y políticos, muchos a favor de que se prohibieran los videojuegos violentos.

En este punto es donde entra en escena el famoso niño alemán, Leopold. Su primera aparición fue en la cadena FocusTV, en el programa Journalists, que mostró el vídeo del muchacho cayendo en la histeria mientras jugaba a otro videojuegos.

El programa afirmó que el niño había sido grabado con una cámara oculta por su padre, que estaba preocupado tras los sucesos y que estaba pensando en ingresarlo en una clínica mental de Ámsterdam. Sin embargo, todo esto era mentira.

Leopold no está loco, sino que ya desde pequeño tiene "un sentido del humor que no todo el mundo entiende", tal y como ha dicho él mismo alguna vez en su canal de YouTube (donde explicó el año pasado toda la historia).

Antes de que su vídeo se hiciera mundialmente famoso, este muchacho se había hecho un huequecito en internet en la web hodenmumps.net, un equivalente a páginas como El Rellano, con vídeos y noticias divertidas y graciosas.

El joven grabó el famoso vídeo destrozando el ordenador a modo de parodia, al ver como los medios de comunicación culpaban a los videojuegos de lo ocurrido en aquel colegio. Pretendía mofarse del concepto de jugador desequilibrado y violento que se estaba propagando, aunque por culpa de FocusTV consiguió lo contrario.

Cuando intentó aclarar sus verdaderas intenciones con otros vídeos ya era demasiado tarde, por lo que dejó durante un tiempo de subir contenidos al volverse tan mediático y empezar a sufrir presiones por parte del canal, para que dejase de intentar desmontar su historia.

Al menos, su famoso vídeo no solo fue utilizado para fines políticos, también se convirtió en el primer meme de la historia, haciendo reír a miles de personas en todo el mundo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento