Un pingüino se ha hecho famoso tras saberse la increíble historia que ha protagonizado.

El pequeño animal ha realizado él solo una travesía de 2.500 kilómetros, distancia que ha recorrido íntegramente a nado. Salió de Nueva Zelanda y nadó por el mar del Tasmania hasta llegar a Australia.

Tras llegar a la 'meta', el pingüino fue encontrado por varios veterinarios del zoológico de Melbourne totalmente desnutrido, motivo por el que lo llevaron a un centro para revisar su estado de salud y alimentarlo.

Una vez recuperado, y tal y como se aprecia en el vídeo que ilustra esta noticia, sus cuidadores lo han devuelto a su hábitat natural desde donde, quzás, emprenda otro largo viaje.