Un jaguar atacó a una mujer en un zoológico de Arizona (EE UU) y le provocó lesiones, por lo que tuvo que ser atendida por los médicos.

Según la CNN, los bomberos informaron que el ataque ocurrió el sábado por la noche en el zoológico de Litchfield Park.

Testigos del incidente aseguran que la víctima saltó la barrera de seguridad y se coló en el recinto del felino para conseguir hacerse un selfie con él.

Como consecuencia del ataque -y de la imprudencia de ella-, la mujer, de unos 30 años, tuvo que ser trasladada al hospital con desgarros en el brazo, pero sin que en ningún momento se temiera por su vida.

Ante las dudas de su le pasaría algo al animal tras el ataque, el zoológico ha querido salir al paso.

"Podemos prometer que no le pasará nada a nuestro jaguar", aseguró el centro. "Es un animal salvaje y hay barreras adecuadas para mantener a nuestros visitantes a salvo. No es culpa de un animal salvaje que alguien cruce las barreras. Rezamos por ella y su familia", manifestó.