Jabalí
Ejemplar de jabalí. GTRES

Sant Vicenç dels Horts es una pequeña localidad muy cerca de Barcelona que linda con una zona boscosa donde hay una importante población de jabalís. Esto provoca grandes dificultades para los vecinos de la zona, que a menudo se cruzan con estos animales, que bajan a la zona urbana en busca de alimento.

Pero los jabalís son animales peligrosos, que pueden atacar si se sienten agredidos o ven peligrar su alimento o su territorio. Un hombre llamado David denunció en el programa Espejo Público, de Antena 3, precisamente eso: el ataque de una manada de jabalís.

"Es una zona a la que solemos venir y ese día el perro, que iba con una correa extensible, se adelantó y de pronto vimos cómo un jabalí fue a atacar directamente a mi hijo de cuatro años", explicaba el hombre.

El animal doméstico salió en defensa del niño, que iba a ser atacado por los jabalís, hasta seis, según pudieron contar. La familia cogió al niño en brazos y lo sacó a la carrera de la zona. Una vez que estuvo a salvo, volvieron a por el perro. "Intenté salvar al animal, pero fue imposible porque los jabalís fueron a por mí", explicaba el hombre.

Un grupo de vecinos ahuyentó a los animales con palos, y "un chico lo rescató de los animales y lo llevamos al veterinario pero nos dijeron que estaba muy grave", narra el dueño del animal, que estaba tan mal herido que acabó muriendo.

"Son animales salvajes con los que hay que tener mucho cuidado. No se puede entender que esto pase en una urbanización", se quejaba el dueño del perro, llamado Dalton, que sufrió varias heridas incisivas por los colmillos de los jabalís.

Muchas urbanizaciones de Sant Vicenç dels Horts se internan en las zonas de bosque, facilitando que los animales pasen a las zonas urbanas.