El pez koi, la mascota acuática más cara del mundo que puede llegar a costar 1,6 millones de euros

Un ejemplar del pez koi, en una foto de Wikipedia.
Un ejemplar del pez koi, en una foto de Wikipedia.
Bernard Spragg / WIKIPEDIA

El pez koi (Cyprinus carpio koi) es una carpa de origen japonés que no es de gran tamaño ni sirve para comer. Sin embargo, su belleza cautiva a los coleccionistas y amantes de las especies marinas y se han llegado a pagar más de millón y medio de euros por un ejemplar vivo.

El koi es una especie que fue descubierta y se comenzó a criar por los agricultores japoneses a finales del siglo XVII y que cautivó por su belleza (algunos ejemplares tienen destellos dorados). Ello se suma a la escasez de ejemplares en el mundo para que sea uno de los que más cotizan a la hora de elegir peces para los estanques y acuarios, según informa el portal The World News.

En los últimos años se han multiplicado las empresas dedicadas a su crianza, y de hecho es posible obtener uno a un precio moderado. Sin embargo, lo que los coleccionistas pagan es tanto su pedigrí (es decir, la pureza del espécimen) como sus características (colores, tamaño, etc).

Cada año se celebra en Japón una feria dedicada solo a los koi. En la más reciente, una mujer pagó en una apretada puja el equivalente a 1,6 millones de euros por un ejemplar de 99 centímetros. 

El negocio de la crianza

Aunque puede ser visto como una locura, también es una inversión. Una hembra koi puede poner unos 5.000 huevos al año, que pueden ser revendidos a piscifactorias dedicadas a su crianza o a coleccionistas privados.

De hecho, la crianza del koi es un negocio floreciente en el este asiático. Según informa el Jakarta Post, las piscifactorias dedicadas a ellos se han multiplicado en los últimos años en Indonesia. 

También en Europa. Según la cadena británica BBC, a principios de año fueron robados de un estanque de Suffolk unos 60 ejemplares de koi que estaban valorados en casi 5.000 euros.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento