Encuentra las mejores tarjetas de crédito

Actualizado: 08/06/2021, 13:01

Las tarjetas de crédito se han convertido en elementos imprescindibles en nuestro día a día porque permiten realizar compras, retiradas de efectivo, reservas… pero, además, también facilitan el acceso a una línea de crédito.

Esta versatilidad está provocando un aumento de su popularidad en el país que, continuamente, ve cómo el número de operaciones con tarjeta de crédito aumenta. A continuación podrás conocer sus características más destacadas, ventajas, y todo lo relacionado con su uso para que puedas elegir la mejor tarjeta de crédito.

Las mejores tarjetas de crédito de junio 2021

WiZink Plus

Tarjeta de credito - Wizink

TIN

19,13 %

TAE

21,94 %

Cuota anual

Gratis

  • Devolución del 3 % de las compras según categorías
  • Sin comisión de emisión
  • Sin comisión de mantenimiento

  • Pagos flexibles

Tarjeta Aqua Crédito - BBVA

Tarjeta Aqua Crédito - BBVA

TIN

17,52 %

Cuota anual

Gratis

  • Paga y retira efectivo con tu móvil
  • Pago al mes siguiente o a plazos
  • Sin números impresos: mayor protección
  • Sin comisiones de emisión y mantenimiento el primer año

¿Qué es una tarjeta de crédito?

Una tarjeta de crédito es un método de pago que permite al cliente acceder a una cantidad de crédito limitada. Con esta cantidad podremos realizar compras, hacer una transferencia a nuestra cuenta o conseguir efectivo en un cajero.

Es importante recordar que el cliente tendrá que devolver el dinero al banco pagando, además, intereses por el préstamo que se le ha realizado.

Es aconsejable utilizar la tarjeta de crédito solo cuando sea necesario y no para realizar compras poco responsables.

Además, existe una modalidad de tarjeta de crédito llamada tarjeta revolving con las que el cliente tiene acceso a una línea de crédito que le permite pagar sus compras a plazos. Este tipo de tarjetas necesitan cierta atención y precaución por parte del titular porque si fija unas cuotas mensuales muy bajas la deuda podría extenderse en el tiempo y seguiría generando intereses.

¿Cómo elegir la mejor tarjeta de crédito?

Al tratarse de una tarjeta que facilita el acceso al crédito, es importante tener en cuenta que habrá que elegir aquella que nos resulte más barata, es decir: que tenga menores intereses y comisiones. Para conseguirlo tendrás que analizar:

  1. Intereses: las entidades cobran unos intereses a los titulares de las tarjetas por el dinero que le prestan. Estos intereses suelen ser bastante elevados, por lo que sería necesario consultar las mejores ofertas.
  2. Comisiones: las comisiones más habituales suelen ser las de emisión y renovación de la tarjeta. También es posible que se te cobre una comisión por retirar dinero en efectivo del cajero al utilizar tu tarjeta de crédito. Muchas entidades reducen al mínimo las comisiones que cobran a los clientes, incluso pueden llegar a eliminarlas si se contratan algunos servicios o se realizan domiciliaciones.
  3. Formas de pago: las más comunes suelen ser el pago a plazos y el pago mensual. Con el pago mensual el cliente suele ahorrarse los intereses siempre que abone lo que debe, algo que no pasa con el pago a plazos donde siempre se generan intereses.
  4. Límite de crédito: cantidad máxima que nos financia la entidad. Hay que asegurarse que sea suficiente para cubrir nuestros gastos.
  5. Ventajas: muchas tarjetas incluyen seguros, descuentos y reembolsos. Considera cuáles se adaptan mejor a tu estilo de vida para poder sacarles el máximo partido.

Ventajas de una tarjeta de crédito

Al decidirte por contratar una tarjeta de crédito u otra tendrás que tener en cuenta una serie de características que las diferencian: intereses, gastos, funcionalidad…

Pero a continuación te detallamos una serie de ventajas comunes a la mayoría de tarjetas que ayudarán a que te decidas a dar el paso:

  • Evitar llevar dinero en efectivo
  • Realizar compras y diferir el pago hasta un mes sin intereses
  • Controlar y registrar las compras que has realizado
  • Acceder a una cantidad de dinero adicional en caso de urgencia
  • Conseguir liquidez fácilmente
  • Conseguir descuentos y reembolsos
  • Utilizar los seguros incorporados

Desventajas de una tarjeta de crédito

Como en todos los productos financieros, las tarjetas de crédito también pueden traerte una serie de problemas si no las usas con responsabilidad. Algunos de los aspectos a tener en cuenta son:
  • Intereses elevados
  • Riesgo de acumular deuda que no puedas pagar fácilmente
  • Sobrecoste si sobrepasas la fecha de pago
  • La devolución a plazos puede alargar en exceso el tiempo de pago de la deuda
  • Comisiones y costes asociados al uso de dinero a crédito

¿Qué tipo de comisiones puede tener una tarjeta de crédito?

Al adquirir y usar una tarjeta de crédito asumes que la entidad te presta un dinero que luego tendrás que devolver con intereses. Pero este no es el único coste de una tarjeta de crédito,  a continuación se detallan los más comunes:

  • Aplazamiento del pago: es la comisión que te cobra la entidad por hacer uso del crédito. Se añade a la cuota a devolver y se paga en el plazo y la forma establecidos.
  • Emisión: se paga solo una vez por tarjeta. Las entidades suelen cobrar una cuota de emisión por el envío de la tarjeta. Se puede evitar fácilmente ya que muchas entidades no la cobran.
  • Mantenimiento: es la cantidad que se cobra al titular de la tarjeta por poder utilizarla.
  • Sacar dinero a crédito en cajeros: al ser dinero a crédito, muchas entidades cobran una comisión por retirar el dinero, aunque lo hagas en los cajeros de la propia entidad.
  • Transferencia: es similar a la anterior. La entidad puede cobrarte una comisión por realizar una transferencia del dinero disponible en tu tarjeta de crédito hasta tu cuenta corriente.

¿Qué diferencia hay entre una tarjeta de crédito, de débito y una prepago?

Las entidades suelen ofrecer diferentes tipos de tarjetas para que el cliente tenga al alcance una gama de productos que se ajusten a lo que necesita.

A continuación puedes ver las diferencias más relevantes entre las tarjetas más comunes: tarjeta de crédito, de débito y prepago.

Tarjeta de créditoTarjeta de débito
Usuario dispone de línea de créditoUsuario dispone de su propio dinero
Financiar comprasCompras al contado
Pago de intereses por disponer del dineroSin pago de intereses
Pagos aplazados y pagos mensualesEl dinero sale de la cuenta al instante

Tarjeta de créditoTarjeta prepago
Usuario dispone de línea de créditoDispone del dinero depositado previamente
Financiar comprasCompras con dinero disponible en la tarjeta
Pago de intereses por disponer del dineroSin pago de intereses
Pagos aplazados y pagos mensualesNecesitas recargar dinero

¿Cómo puedo solicitar una tarjeta de crédito?

Actualmente las condiciones para pedir una tarjeta de crédito son muy básicas, solo tendrás que cumplir los siguientes requisitos:

  • Tener 18 años o más
  • Tener una fuente de ingresos estable
  • No estar en listas como el ASNEF por impago de deudas financieras

Una vez que te hayas asegurado de cumplir estos requisitos podrás solicitar tu tarjeta de crédito en tu oficina habitual o utilizando un ordenador conectado a internet.

Mediante una oficina: los trabajadores que se encuentren allí te informarán sobre las condiciones de las tarjetas de crédito  y productos similares que ofrezcan. Si decides adquirir tu tarjeta de crédito tendrás que rellenar un formulario con tus datos básicos, y aportar documentación que permita identificarte, además de un justificante de ingresos.

Online: una vez que hayas elegido la tarjeta de crédito que quieres, tendrás que visitar la página web de la entidad, rellenar el formulario de solicitud indicando tus datos, ingresos y aportando cualquier documento adicional que se necesite. Tendrás que enviar una copia de estos documentos para que puedan verificarlos y realizar el estudio.

En ambos casos, es posible que tengas que abrir una cuenta en la entidad si no la tenías ya. 

El proceso de solicitud y aprobación es muy rápido y podrás disponer de tu tarjeta de crédito tras unos días.

¿Dónde puedo contratar una tarjeta de crédito?

Tarjeta de credito
  • Bancos, cajas de ahorro y cooperativas de crédito: lo más común es acudir a la entidad en la que tienes tu cuenta y solicitar una tarjeta en ella. Podrás contar con algunas ventajas por ser cliente y quizá puedas ahorrarte algunos gastos en comisiones.

 

  • Grandes superficies comerciales: suelen ofrecer tarjetas de crédito para utilizar en sus establecimientos. Suelen servir para financiar grandes compras sin comisiones ni intereses, de esta manera potencian la compra entre sus clientes.

 

  • Establecimientos financieros de crédito: son entidades dedicadas a facilitar el acceso al crédito. Por sus características suelen ofrecer, sobre todo, tarjetas de crédito.

¿Para qué sirve una tarjeta de crédito?

Las tarjetas de crédito se han popularizado gracias a la cantidad de operaciones que los titulares pueden realizar con ellas.

¿Para qué sirve?¿Cómo funciona?
Compras en comercios y onlineCon las tarjetas de crédito podemos realizar compras en comercios utilizando el dinero que nos ha prestado el banco. Tendremos que devolverlo en el plazo acordado.
Sacar dinero del cajeroSi sacamos dinero a crédito, el cajero cobrará intereses adicionales, ya que es un dinero del que no se dispone en la cuenta.
FinanciaciónLa tarjeta te permite acceder a una línea de crédito que podrás utilizar para financiar tus gastos.
LiquidezPodrás realizar un traspaso de dinero a tu cuenta corriente. Suele estar asociado al pago de una comisión de traspaso.
Utilizar seguros asociadosLas tarjetas de crédito suelen tener asociados una serie de seguros de los que podrás hacer uso en caso de necesidad.

Qué no debes hacer con una tarjeta de crédito

Si bien es cierto que las tarjetas de crédito pueden aportar muchas facilidades en nuestro día a día, también hay que tener en cuenta que mal utilizadas pueden convertirse en un arma de doble filo y aumentar nuestro nivel de deuda.
  • No la utilices para pagar otras deudas contraídas con anterioridad, lo más probable es que acabes soportando una deuda aún mayor.
  • No la utilices usualmente como método de financiación. Aunque es una herramienta muy accesible y fácil de utilizar, es mejor que intentes informarte sobre otros métodos con unos intereses inferiores.

  • Intenta no pagar a plazos. Aunque puede sonar tentador, es mejor devolver el dinero al final de cada mes y evitar el cobro de intereses o que la deuda se vaya alargando en el tiempo.
  • No las utilices para financiar caprichos como viajes u otros elementos que no sean de necesidad, a no ser que las ventajas que te aporten sean mayores que el coste de usar la tarjeta.

¿Cómo devuelvo el dinero de mi tarjeta de crédito?

Al usar tu tarjeta de crédito irás acumulando una deuda con el banco por una cantidad que tendrás que devolver. Las formas más habituales de devolver el dinero son:

  • Pago único mensual: el importe acumulado se devuelve en un solo pago al final o al inicio del mes, según indique la entidad. Con esta modalidad no suelen pagarse intereses.
  • Cuotas mensuales: se pacta una cantidad fija a devolver (cuota) con la que se pagarán también intereses sobre la deuda. Te interesa no establecer  una cuota demasiado baja para que el pago de la deuda no se alargue mucho en el tiempo.

Si tu problema es que tienes una deuda que no puedes pagar en una tarjeta de crédito o en varias, lo mejor será que te centres en disminuirla cuanto antes. Lo más importante es que esa deuda no vaya creciendo y generando intereses.

  • Paga más que la cuantía mínima permitida. De esta manera la deuda irá disminuyendo más rápido y el pago de intereses no será tan alto.
  • Aunque debes intentar pagar la deuda de todas tus tarjetas, en el caso de no ser posible puedes intentar pagar primero la deuda de la tarjeta que te esté generando unos intereses mayores. Así evitarás que tu deuda siga creciendo.
  • Consolida tus deudas. Puedes intentar combinar todas tus deudas en una sola con unos intereses más bajos. Debes tener en cuenta que el plazo de devolución se alargará. Asegúrate de que las condiciones de la consolidación mejoran tu situación actual.
  • Acude a tu banco para hablar de tu situación y de las opciones que te ofrecen para mejorarla. Ambos tenéis el mismo objetivo: que la deuda sea devuelta.

¿Qué pasa si no devuelvo la deuda de una tarjeta de crédito?

Es algo que no te conviene, el retraso o el impago en el pago de las deudas de la tarjeta de crédito aumentará la cantidad a devolver, poniéndotelo aún más difícil para saldar tu deuda.

Existen varias consecuencias que pueden derivarse del impago de la deuda de una tarjeta:

  • Intereses de demora: se generan al incumplir el pago de la deuda. Se añadirán a la cantidad que debes que, a su vez, seguirá generando intereses que tendrás que pagar.
  • Mayores gastos: además de los intereses que ya tiene de por sí la tarjeta de crédito, se te podrán cobrar una serie de comisiones e intereses por el crédito que supere lo acordado al contratar la tarjeta de crédito.
  • Bloqueo de la tarjeta de crédito: la entidad puede bloquear tu tarjeta a fin de evitar que sigas utilizándola y que la deuda siga creciendo.

Si el impago se alarga en el tiempo tendrías consecuencias aún peores que podrían afectar a tu historial crediticio.

  • Listas de morosidad: la entidad emisora puede incluirte en listas como el ASNEF o el RAI si el impago se alarga. Esto podría impedirte acceder a futuros créditos.
  • Demanda: es posible que se realice una reclamación judicial por parte de la entidad emisora. Es la solución que menos te conviene por las consecuencias que puede tener sobre tus bienes.

Antes de contratar una tarjeta de crédito, asegúrate de que harás un buen uso de ella para evitar el sobreendeudamiento y los posibles impagos.

¿Puedo tener tarjetas de crédito con ASNEF?

No, si has sido incluido en el ASNEF por deudas con entidades financieras será muy difícil acceder al crédito mediante una tarjeta.

Estar en este tipo de ficheros le indica a las entidades que pueden tener problemas a la hora de recuperar el importe prestado. Por lo tanto, es prácticamente imposible que una entidad bancaria pudiera aceptar ofrecerte una tarjeta tras realizar un estudio de tu situación económica.

Aunque algunas entidades de crédito indiquen que puedes acceder a tarjetas de crédito estando en ASNEF, en realidad se refieren a que puedes acceder a otros tipos de crédito o a otros préstamos que tendrán un coste mayor.

Si tienes claro que quieres tener una tarjeta de crédito pero estás en ASNEF, debes salir del fichero.

Para conseguirlo tendrás que abonar la deuda impagada y pedir que se te borre del fichero. Es un proceso costoso y lento.

Una vez hecho esto podrás intentar pedir  tu tarjeta de crédito en una entidad bancaria para ver cuál es su mejor oferta y si alguna se adapta a tus necesidades.

En conclusión

Tras conocer todas las peculiaridades de las tarjetas bancarias que se han explicado en este texto, podrás hacerte una idea de la conveniencia de adquirir una tarjeta de crédito u otra. Si todavía necesitas más información o quieres saber qué te ofrecen las diferentes entidades para poder elegir la mejor tarjeta de crédito, haz clic en el siguiente botón.
Comparar tarjetas de crédito