INFORME ESPECIAL MEDIOAMBIENTE

Objetivo medioambiental: un ahorro en el consumo de agua

  • Ante la falta de este bien esencial cada día más particulares y empresas toman medidas de restricción, como Coca-Cola que pretende disminuir su uso en un 25% hasta el 2020.

La sequía provocada por las bajas precipitaciones de los últimos meses está teniendo consecuencias directas en el consumo de agua en España. La disminución de los niveles de los embalses o la mala calidad de este producto de uso diario ha provocado que tanto los ciudadanos como las empresas comiencen a llevar a cabo una serie de medidas de restricción.

Esta preocupación lleva años presente en Coca-Cola. Dentro de su plan de objetivos medioambientales para el año 2020, la empresa tiene previsto reducir el consumo de agua en sus procesos de trabajo en un 25% respecto a 2010, algo que ya ha conseguido parcialmente, con un ahorro del 16% en su consumo. Para ello, se analizan al detalle todas las fases de la cadena de producción, buscando la manera de optimizar su uso. Además de esta restricción, se realizan proyectos de reabastecimiento, recuperación y ahorro en diferentes Comunidades de España.

Reducir el consumo de agua en el hogar es mucho más simple de lo que puede parecer. Estos son algunos trucos que debes incluir en tu rutina diaria para no abusar innecesariamente de este bien de primera necesidad y además ahorrarte dinero en la factura de este servicio a final de mes.

Haz tus grifos sensibles por muy poco precio
No es necesario que cambies toda la fontanería de tu hogar, para que sea más sostenible. Añadir un sistema de ahorro en los grifos de la vivienda reduce hasta un 50% del consumo. Este proceso es muy simple y no supone una gran inversión. En la actualidad, existen muchos modelos de atomizadores en el mercado a un precio muy económico, que en ocasiones no superan los diez euros.

Cambia tu caldera por una de condensación
Optar por la ducha en vez de por la bañera es una regla básica a la hora de consumir menos agua, ya que permite un ahorro de unos 150 litros. Además de este truco esencial, optar por renovar el equipamiento adquiriendo una caldera de condensación es una buena manera de reducir el consumo en la ducha. Con esta caldera se puede regular sin problema el nivel de calor de agua caliente, de este modo no es necesario dejar el grifo abierto durante más tiempo para conseguir la temperatura adecuada.

Haz tu propia cisterna de doble carga
Cada vez que se utiliza la cadena del inodoro se gastan entre siete y diez litros de agua, por ello una opción perfecta para reducir este consumo es optar por una cisterna de doble carga, que reduce a la mitad el gasto en el baño. Si no quieres invertir dinero en esta renovación puedes recurrir a la opción casera. Coloca una botella de agua llena en el interior de la cisterna, de este modo la cantidad de agua que se libera en cada descarga de la misma se reducirá en la medida correspondiente al volumen del recipiente. Es decir, si la botella es de medio litro, esa será la cantidad de agua ahorrada cada vez que se use el retrete.

Llena al máximo los electrodomésticos de limpieza
La lavadora es uno de los electrodomésticos que más agua utiliza, por ello es importante que cada vez que se utilice se llene al tope de su capacidad y se elija la opción de lavado corto. Por otro lado, optar por el lavavajillas puede tener más beneficios de los esperados. Según un estudio reciente, el uso del lavavajillas permite ahorrar hasta 100 litros, alrededor de un 10% de agua, respecto al lavado de platos manual.

Vigila tus tuberías
Mantener la revisión de tus tuberías y sistemas de canalización al día es muy importante, un simple goteo en cualquier punto de tu hogar puede suponer pérdidas enormes de agua, llegando a unos treinta litros diarios.