ZIdane
Zidane, en el Mundial de Alemania, en una imagen de archivo. EFE

Zinedine Zidane ha hecho historia como entrenador en el Real Madrid al conquistar tres Champions League seguidas años después de levantar la 'orejona' también como jugador con el club blanco. Una leyenda madridista que es también una figura clave en la historia del fútbol francés.

En 1998, en el Mundial celebrado en Francia, la anfitriona se convertía en campeona. Lo hacía ante Brasil, siempre favorita, con un incontestable 3-0 en la final, con dos goles de Zinedine Zidane: "Mi vida cambió con aquel partido, aunque yo no lo sabía en ese momento", explica en una entrevista a L'Equipe.

Un Zidane de 26 años que por aquel entonces triunfaba en la Juventus, hacía historia para 'les bleus' al contribuir a conquistar el primer Mundial de su historia y, hyasta ahora, el único: "Me convertí en un jugador que cambió la historia del fútbol francés. Es cierto, hay que decirlo".

Su vida cambió para siempre

"La gente cambió conmigo, sus miradas...lo sentía cada vez que me cruzaba con alguien", recuerda el ahora entrenador del Real Madrid.

El francés recuerda cómo se sintió en aquella histórica final: "En el primer gol aún estoy en tensión, no estoy feliz, no sonrío", cuenta.

"Ya en el segundo me siento libre. Es una gran alegría. Lo recuerdo y me digo a mí mismo 'sí, marcaste en la final, y además dos goles', recuerda.

Fue la figura de la final aunque no había logrado ningún gol en el resto de partidos: "No había sido decisivo, hablé con el seleccionador antes de la final y eso me ayudó mucho, me quitó presión porque me decía que no había marcado pero que no pasaba nada".

Dos goles, más uno de Petit, para meter a Francia en el club de los campeones del mundo.