El Valladolid entierra al Villarreal para ser el único de Segunda en cuartos (0-1)

  • El líder de Segunda marcó de penalti y jugó mejor.
  • Cani fue expulsado y faltó gol.
  • La recuperación vuelve a estar en duda.
Diego Forlan (i) observa la celebración del Valladolid. (Efe)
Diego Forlan (i) observa la celebración del Valladolid. (Efe)
Domench Castelló

El Valladolid, líder de Segunda impuso su orden y mejor juego a un Villarreal sin rumbo que vuelve dar al traste con sus esperanzas.

Los amarillos, nuevamente sin Riquelme, salió con ganas de demostrar que siguen recuperándose. El once era muy ofensivo, con Matías Fernández, Guille Franco y Diego Forlán. La ida (2-1) obligaba.

Pero el 4-2-3-1 al que recurrió José Luis Mendilibar empezó a dificultar la labor de creación de los locales, además de permitirle acercarse a los dominios del uruguayo Sebastián Viera, aunque sin exponerlo a serios peligros, hasta que una internada de Álvaro terminó, a los 26 minutos de partido, con un penalti cometido sobre él por Rodolfo Arruabarrena que Javier Baraja convirtió en el gol de la victoria.

El tanto desestabilizó al Villarreal y las acciones inmediatas al gol llevaron de nuevo el peligro a la meta de Viera, a la par que la defensa del líder de Segunda manejó la situación sin agobios hasta el final de este período.

Curiosamente en el descanso, el Villarreal vio como le empeoraban la cosas.

Expulsión de Cani

Cani quiso poner más trabas a la misión de remontar la eliminatoria, y cuando el árbitro ya había pitado el final de la primera parte y estaba próximo a entrar en el túnel de vestuarios, el jugador del Villarreal fue expulsado al recibir la segunda tarjeta amarilla por desconsideración al colegiado.

Con un jugador menos y el marcador en contra, el Villarreal afrontaba un segundo tiempo en el que sólo una actuación épica le posibilitaría seguir en la Copa, aunque enfrente tenía un equipo muy trabajado tácticamente, sólido y sin apenas fisuras que iba a dar al traste con el objetivo local.

El empuje inicial local tuvo como mejor ocasión la que disfrutó Diego Forlán, pero tras superar en velocidad los defensores vallisoletanos y encarar el área, el guardameta Jacobo desbarató su acción con un soberbia intervención.

Sin embargo, el Villarreal estaba roto, sin ideas. Faltaba orden y la la expulsión del visitante Chema dio algo de igualdad al duelo, pero un inspirado Jacobo que desbarató las mejores ocasiones de un Villarreal que sigue en crisis.

Pellegrini: "Lo que más me preocupa es el espíritu del equipo"

"Hicimos un buen segundo tiempo, con cuatro ocasiones buenas para marcar que salvó su portero, pero en el primer tiempo no hicimos lo que queríamos. Me preocupa el espíritu de ese segundo tiempo. Si hubiésemos jugado desde el principio como en la segunda parte hubiéramos tenido muchas opciones de seguir nosotros", dijo el entrenador del Villarreal.

FICHA DEL PARTIDO:

0 - Villarreal: Viera, Josemi, Fuentes, Quique Álvarez, Arruabarrena (Bruno, m.62), Somoza (Marcos, m.46), Senna, Cani, Matías Fernández, Guille Franco y Forlán (Jonathamn, m.72)

1 - Valladolid: Jacobo, Chema, Javier Baraja, Rafa, Gonzalo Vicente, Borja (Alvaro Rubio, m.79), Iván Hernández, Oscar Sánchez, Asier, Alvaro (García Calvo, m.77) y Toché (Llorente, m.63).

Gol: 0-1, m.27: Baraja, de penalti.

Árbitro: Velasco Carballo (Comité madrileño). Mostró tarjeta amarilla a los locales Josemi, Quique Álvarez, Guille Franco y Jonathan, y a los visitantes Rafa, Iván Hernández y Oscar Sánchez. Expulsó, por doble tarjeta amarilla, al villarrealense Cani (en el descanso) y al vallisoletano Chema (m.76).

Incidencias: partido de vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey, disputado en el estadio de El Madrigal ante diez mil espectadores. Terreno de juego en buenas condiciones.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento