Villa frena al Sevilla

El penalti fallado por Maresca y los dos goles del asturiano alejan a los hispalenses del liderato de la Liga.
Luis Fabiano controla el balón ante el valencianista Albiol.(Manuel Bruque / EFE)
Luis Fabiano controla el balón ante el valencianista Albiol.(Manuel Bruque / EFE)
Sánchez Pizjuán. 45.000 espectadores

Valencia Cañizares, Miguel, Ayala, Albiol, Moretti, Joaquín (Jorge López, min 81), Marchena, Hugo Viana (Pallardó, min 83), Silva (Angulo, min 73), Villa y Morientes.

Sevilla Cobeño, Hinkel, Javi Navarro, Dragutinovic, David (Aitor Ocio,min 73), Dani Alves, Maresca, Renato, Adriano (Puerta, min 57), Navas (Martí, min73) y Luis Fabiano.

Goles 1-0 (min 26): Villa. 2-0 (min 49): Villa, de penalti.

Árbitro Clos Gómez (Colegio aragonés). Amonestó por el Sevilla a Javi Navarro y por el Valencia a Marchena. Expulsó con roja directa a Hinkel.

El Sevilla se alejó ayer del liderato con un pobre encuentro en Mestalla, en el que los hombres de Juande Ramos estuvieron muy atascados. Además, desaprovecharon un penalti que habría igualado la contienda.

La primera mitad fue intensa. El Sevilla manejó mejor el balón que el Valencia, pero sin profundidad: su línea medular era más consistente, mientras que los jugadores locales recurrían al balón largo o, en su defecto, a las acciones individuales de Joaquín, por la derecha.

Marchena sorprendió a la zaga hispalense en el minuto 26 con un pase medido que dejó sólo a Villa para abrir el marcador. El Guaje no falló. Dos minutos después, Miguel derribó a Luis Fabiano pero el árbitro no pitó penalti. Sí lo hizo pasada la media hora, en otra falta de Miguel, esta vez sobre Navas, pero el fuerte disparo de Maresca fue desviado por Cañizares y repelido por el poste.

El Sevilla no se rindió, pero mediado el segundo tiempo se desinfló y el Valencia empezó a controlar el partido con más comodidad, esperando el pitido final.

«Es difícil jugar en inferioridad»

El segundo gol del Valencia le costó la expulsión al alemán Hinkel, quien cometió penalti sobre Villa. Juande Ramos explicó con ella que a su equipo se le acabaran las fuerzas en la segunda parte: «Con la roja a Hinkel, todo se nos puso más complicado. Es difícil jugar en inferioridad». Además, Ramos no quiso culpar a los que jugaron ayer y afirmó que no hay que hablar de titulares ni suplentes, sino de un equipo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento