Pepe Reina
El portero español del Nápoles, Pepe Reina, saluda a los hinchas de su equipo trasladados a Roma para presenciar el Roma-Nápoles. EFE

Una providencial intervención del portero español Pepe Reina en el último minuto, permitió este sábado al Nápoles imponerse por 1-2 en el campo de la Roma en la Serie A italiana (Primera división), cuando faltan tres días para el partido europeo contra el Real Madrid.

La victoria le permite al Nápoles, que se mantiene tercero, ponerse a sólo dos puntos de la Roma, que podría ver incrementada este domingo su actual desventaja de siete puntos respecto al líder, la Juventus de Turín, que visita al Udinese.

El conjunto napolitano se había hecho con una doble ventaja gracias a un doblete del belga Dries Mertens, pero recibió un gol del holandés Kevin Strootman en el minuto 90, y tuvo que sufrir hasta el final para hacerse con los tres puntos.

Justo en el último minuto del tiempo añadido, Reina logró enviar al larguero un remate del argentino Diego Perotti, que había sido desviado por el defensa senegalés Kalidou Koulibaly, lo que permitió al Nápoles mantener la ventaja.

Tras firmar un doblete, Mertens tuvo que retirarse en el minuto 72,  causa de un problema muscular, lo que podía complicar su presencia en el choque contra el Real Madrid.

Cavani rescata al PSG

El delantero uruguayo Edinson Cavani ha rescatado al París Saint-Germain (1-0) en la visita del Nancy al Parque de los Príncipes antes de visitar al FC Barcelona con el reto de hacer buena la renta de París (4-0) y eliminar a los de Luis Enrique en los octavos de final de la Liga de Campeones.

Los pupilos de Unai Emery, necesitados de los tres puntos para presionar e igualar los 62 puntos del Mónaco (líder con un partido menos), sufrieron más de lo que se podía esperar ante el equipo que marca la permanencia con 19 puntos, a uno del Dijon, con un partido menos.

Un derribo que vio el colegiado sobre el lateral Serge Aurier sirvió para que Cavani anotase desde los once metros ante la multitud de ausencias en el cuadro parisino.

Emery no pudo contar con Rabiot y Motta (tocados), Marquinhos (descanso) y Di María (por un golpe), así como dejó en el banquillo a Meunier, teórico titular. Blaise Matuidi jugó la segunda parte y Julian Draxler disputó la última media hora.