Verdasco
Verdasco, en una imagen de archivo. (EFE) EFE

El británico Andy Murray arrebató el trofeo de San Petersburgo al español Fernando Verdasco, al imponerse en la final del torneo por 6-2 y 6-3, por lo que alimenta las aspiraciones de alcanzar una de las dos plazas que restan para disputar la Copa Masters de Shangai.

Una de esas plazas se la ha garantizado también el español David Ferrer.

Ferrer, que disputará este torneo por primera vez en su carrera, logró la clasificación matemática gracias a la derrota del checo Tomas Berdych en los cuartos de final del torneo de Basilea. El tenista alicantino y Rafael Nadal son las dos raquetas españolas con presencia garantizada en el torneo que cierra la temporada.

Verdasco fue incapaz de romper el saque del escocés durante el partido. No pudo reaccionar y terminó por asumir la superioridad de Murray que logró su segundo éxito del curso tras el obtenido en San José.