McLaren
Stoffel Vandoorne, en el box del equipo McLaren. McLAREN

El compañero de Fernando Alonso en McLaren, el belga Stoffel Vandoorne, ha sido muy crítico con el rendimiento de su monoplaza en el pasado GP de Australia, donde terminó último y fue doblado dos veces por los coches más rápidos.

"Llegué hasta el final, pero nunca pude luchar por nada. Nos falta tanta potencia que es imposible luchar. Realmente estamos pilotando en otra categoría", ha dicho Vandoorne en el diario belga 'La Derniere Heure'.

"Somos más o menos los últimos. Nuestro paquete no es absolutamente nada competitivo", ha subrayado. "No estoy contento, pero es normal. Cuando estás 3 segundos abajo no es agradable pilotar porque realmente no estás compitiendo", ha añadido.

Lo único positivo que destaca el piloto belga, debutante este año como titular de McLaren, es haber mejorado la fiabilidad del coche: "El único punto positivo es que terminé la carrera porque, honestamente, es algo que no esperaba".

Vandoorne también le resta importancia al hecho de que en algunos tramos de la carrera fuera más rápido que Alonso, algo que achaca al tráfico: "No valoro mis tiempos de vuelta en comparación con Fernando en la situación en la que estamos, especialmente cuando él luchó en medio del pelotón y yo estuve más o menos solo".

El belga, no obstante, confía en la capacidad de reacción de McLaren-Honda a lo largo de esta temporada: "Vamos a recibir nuevas piezas para China y Bahréin y trataremos de mejorar, pero sabemos que eso llevará tiempo. Las próximas carreras serán igual de difíciles para nosotros".