Titanes Madrid
Sesión preparatoria del equipo de rugby de los Madrid Titanes. DAVID SIRVENT

En los 70, un equipo de instituto de Virginia, los Titans, logró algo impensable en una zona y una época marcada por la lucha racial: que blancos y negros jugaran en el mismo equipo de fútbol americano. Como homenaje, los Madrid Titanes han escogido ese nombre para romper un tabú y declararse, abiertamente, el primer equipo gay inclusivo de rugby en España y primero en ser miembro de la IGRAB (Asociación Gay Internacional de Rugby).

Hemos pasado estupendos terceros tiempos con nuestros rivales después de los partidos"Nuestra causa es luchar contra la homofobia en el deporte, no solo en el rugby", comenta Víctor Granado, presidente y capitán, quien inicio esta idea hace una año en el parque del Retiro "porque quería jugar los domingos al rugby con cinco amigos". "Queremos darle normalidad a un aspecto que es corriente en la vida diaria y hacer explícito que cualquiera puede venir a jugar con nosotros. A nadie le preguntamos su orientación sexual cuando viene a jugar con nosotros, pero la balanza está desequilibrada a su favor en un 90%", reconoce Víctor.

Javier Corral, apertura de los Titanes, destaca la importancia del proyecto: "El hecho de que el club se creara hace un año y que ya seamos más de 50 jugadores quiere decir mucho sobre la necesidad de que existiera un club así. Hay gente que por prejuicios propios o ajenos no se atrevía hasta ahora a dar el salto".

"En el equipo lo vivimos de una forma normal. Nuestros valores son inclusividad, respeto y disciplina", recalca Teresa West, la única chica del equipo y de origen argentino. Italianos, venezolanos y un escocés visten también la camiseta negra y azul a rayas horizontales del club.

Excelente acogida de los rivales

Hasta ahora, los Madrid Titanes han disputado amistosos y la acogida de los rivales no ha podido ser mejor. "Ha sido estupenda. Hemos pasado estupendos terceros tiempos con nuestros rivales después de los partidos", afirma Granado. "El rugby representa muy bien los valores de la inclusión. A nosotros, otros clubes nos han invitado a torneos y nos han ofrecido su ayuda para cualquier cosa desinteresadamente", añade Corral.

"Todavía existe mucho tabú sobre la homosexualidad y esperamos que con los Titanes ayudemos a romperlo. El deporte debe ser para todos", concluye Teresa.

En septiembre se federerán y comenzarán a jugar en las categorías regionales de la Comunidad de Madrid.