Doping
Prueba de dopaje (doping). EFE

La atleta búlgara Silvia Danekova, inscrita en la prueba de 3.000 metros obstáculos, ha dado positivo por EPO en un control de dopaje a que fue sometida tras su llegada a Río de Janeiro para participar en los Juegos Olímpicos, según informan medios británicos.

El Comité Olímpico Búlgaro ha reconocido que en el equipo se ha producido un positivo, sin citar el nombre. "Desgraciadamente, tenemos un positivo y estamos a la espera del resultado de la muestra B", admitió su secretario general, Belcho Goranov, a la prensa búlgara.

El caso, pendiente del contraanálisis, sería el primero que se registra en los Juegos de Río y se conoce la víspera del comienzo de la competición olímpica de atletismo.

Danekova, de 33 años, en posesión de una marca personal de 9:33.41 conseguida el año pasado en Pitesti (Rumanía), pasó el control el 26 de julio pasado, unos días después de su llegada a la capital carioca.

La delegación búlgara en los Juegos de Río se vio reducida por la exclusión completa de su equipo de halterofilia por reiterados casos de dopaje.

Horas, después, la nadadora china Chen Xinyi dio positivo también en un test antidopaje, según informó este viernes la agencia de noticias estatal china Xinhua, que citó a la Asociación de Natación de esa nación asiática (CSA).

La china dio positivo el 7 de agosto al diurético hidroclorotiazida. Ese día, la deportista de 18 años acabó cuarta en la final de los 100m mariposa. Chen ha apelado al COI para que se le realicen más exámenes y tenga una vista, añadió.