Sergio Scariolo
Sergio Scariolo celebrando la victoria de España en el Eurobasket. EFE

Cuando Sergio Scariolo se encargó de dirigir a la selección española por primera vez, para aquel Eurobasket de 2009, el equipo venía de lograr una plata olímpica y plantar cara en la final, nada menos, que a un equipo formado por LeBron James, Kobe Bryant, Kobe Bryant, Dwight Howard y el resto de los mejores jugadores del mundo. No fue aquel campeonato continental un camino de rosas. España estuvo al borde de la eliminación en la primera ronda (ante un equipo menor como Gran Bretaña), pero se recuperó a lo grande y acabó el torneo con el oro colgado del cuello. Sí, las similitudes con el triunfo de 2015 son bastantes.

Pau Gasol es el mejor jugador que he dirigido

Lo cierto es que el entrenador italiano ha disputado tres campeonatos de Europa, y los ha ganado los tres. Algo realmente impresionante y que solo es superado por los cinco seguidos conseguidos de manera consecutiva por Gomelsky (logró siete en total), de la época en la que el baloncesto era dominado sin piedad por los soviéticos.

"Todos los títulos son importantes. El primero fue porque España nunca había ganado un Europeo, el segundo por la forma tan espectacular en que se produjo y éste por todos los obstáculos que hemos tenido que superar", cuenta el seleccionador.

Este último triunfo, sin duda, es el de más mérito. No contaba con el mejor equipo, las bajas eran tan numerosas como importantes, pero el técnico italiano ha sabido sacar el máximo rendimiento a un grupo con una gran estrella y un bloque plagado de guerreros. Sin Ricky ni Calderón, y con Rudy muy mermado físicamente, ha sabido dar confianza y sacar un buen rendimiento de la pareja Sergio Rodríguez (quinteto ideal del torneo) y Sergio Llull. Convirtió a Pau Ribas en una pieza clave y, lo más inesperado, logró que Víctor Claver, por fin, fuera una pieza importante en el equipo.

"Es importante lo logrado por todas las dificultades este año, con tantos debutantes y con la necesaria cura de humildad que había que hacer. Y espero que este éxito no conlleve peligro de prepotencia o de exceso de euforia, porque ya sabemos que eso tendría efectos devastadores", dijo Scariolo.  

Y finalmente Pau Gasol, el gran artífice de la gesta, un mito que sigue superándose cada día pese a sus ya 35 años. "He tenido la suerte de dirigir a grandísimos jugadores como Navarro, Djordjevic, Marc Gasol, Garbajosa… pero su mando, sus cualidades, su capacidad de manternerse tanto tiempo a un nivel extraordinario hacen que sea el mejor jugador al que he dirigido", tuvo que admitir el italiano.

Sergio Scariolo entra en el selecto de club de técnicos que han ganado al menos tres triunfos en campeonatos de Europa, junto con leyendas como Aleksandr Gomelsky (7), Stepan Spandarian (4) y Dusan Ivkovic (3). Debe recibir el reconocimiento que merece.