Nikola Kalinic
El alero de Serbia Nikola Kalinic machaca el aro griego en el partido de octavos de final del Mundobasket. EFE

Una exhibición del base Milos Teodosic en la segunda parte llevó a Serbia a los cuartos de final del Mundial de España 2014 al imponerse este domingo, en Madrid, a Grecia por 90-72.

Los balcánicos fueron siempre por delante en el marcador del Palacio de los Deportes con Raduljica y Bogdanovic secundando a Teodosic con 21 y 16 puntos, respectivamente. El base sumó 13 y 5 asistencias, pero eso no fue lo más importante de su juego, sino la forma en la que creció a lo largo del choque, cómo leyó el mismo y el control y la autoridad que ejerció en los minutos decisivos.

Grecia se diluyó enseguida, sin personalidad en su baloncesto y en sus hombresEnfrente, Grecia, levemente favorita, se diluyó enseguida, sin personalidad en su baloncesto y en sus hombres. Bourousis solo llegó a cinco rebotes y nueve puntos. Calathes fue su máximo anotador con 14.

Al comienzo del encuentro, los balcánicos llevaron ya la iniciativa con Kalinic liderando a los suyos con ocho puntos casi seguidos. Ellos sí parecían saber a qué jugaban, mientras que a los helenos les costaba coger el ritmo y el pulso del choque.

Printezis mantuvo a Grecia en el marcador en los primeros diez minutos con ocho de los 20 puntos de los de Katsikaris para llegar tres por debajo al final del primer cuarto (23-20).

El rebote y la defensa griegos mejoraron en el segundo periodo con Zisis y Bourousis destacados entre los azules.

Pero los de Djordjevic dejaron claro, de nuevo y por si había alguna duda, que no iban a ser unos rivales fáciles. Teodosic, Bogdanovic, Kalinic y, sobre todo, Raduljica en la zona helena, mantuvieron por delante a los balcánicos, con escasas diferencias de entre uno y cinco puntos. Cuatro en el descanso: 46-42.

Un parcial de 9-2 a favor de Serbia puso por primera vez a siete (59-52) a éstas a 3:34 para el final del tercer cuarto y obligó al técnico griego a pedir tiempo muerto.

Mejora insuficiente

Sirvió en parte porque mejoraron en defensa, pero en ataque siguieron muy romos. Tres tiros libres de Teodosic y dos de Krstic aumentaron a once la distancia (64-53) y acercaron a los blancos a los cuartos de final en el minuto 28. Mientras, Bourousis permanecía en el banquillo.

Teodosic siguió sin encontrar rival. Vasileiadis apenas aportó un triple al comienzo del cuarto final y el base balcánico se creció hasta llegar mediado el cuarto periodo a lo que se puede calificar de exhibición. Asistencias por arriba, por abajo, un robo aquí y otro allá. El 'tempo' era suyo y el partido de Serbia.

El amo de la segunda parte cerró el encuentro a seis minutos para el final con un pase a Bjelica que acabó en falta, transformada por el pívot en dos puntos que elevaron a 14 la ventaja: 76-60, con solo seis puntos de los griegos en los seis minutos iniciales.

Todavía tuvieron tiempo Bjelica y Bourousis de enzarzarse y acabar con su quinta personal.

Ficha técnica

90. Serbia (23+23+18+26): Teodosic (13), Kalinic (12), Markovic (3), N. Bjelica (8) y Raduljica (16) -quinteto inicial- Jovic (2), Krstic (10), Bircevic (0), B. Bogdanovic (21) y Simonovic (5).

72. Grecia (20+22+13+17): Calathes (14), Zisis (12), Printezis (12), Papanikolaou (1) y Bourousis (9) -quinteto inicial- Mantzaris (5), Vasileiadis (6), Vougioukas (0), Antetokounmpo (7), Glyniadakis (0), Kaimakoglou (6) y Sloukas (0)

Árbitros: Aylen (AUS), Seibel (CAN) y Lottermoser (GER). Eliminaron a Bourousis (min. 37) y Bjelica (min. 37).

Incidencias: Partido correspondiente a los octavos de final de la Copa del Mundo 2014, disputado en el Palacio de los Deportes de la Comunidad de Madrid. El rival de Serbia saldrá del choque entre Brasil y Argentina que se disputa esta noche en Madrid.