Rodrigo y Jesús Navas, los brotes verdes de una España con muchas dudas

Rodrigo Moreno celebra su gol ante Suecia.
Rodrigo Moreno celebra su gol ante Suecia.
EFE

La selección española de fútbol estará en la fase final de la Eurocopa 2020, la 14ª fase final de un gran torneo desde 1994. La clasificación se consiguió con cierto sufrimiento, ya que no fue hasta el descuento, con un gol de Rodrigo, cuando se logró el empate contra Suecia.

El delantero valencianista es una de las mejores noticias de un equipo que aún genera dudas. El equipo que dirige Robert Moreno no acaba de enamorar, y los dos empates cosechados ante selecciones teóricamente inferiores como las nórdicas no acaban de convencer a los aficionados de cara al torneo continental del próximo año.

Las dudas de España

La portería no acaba de afianzarse. David de Gea acabó lesionado ante Suecia, pero las dudas vienen de antes. El portero del United se ha visto sobrepasado por Kepa, aunque Moreno ya ha advertido que no tiene preferencia por ninguno de los dos.

Ramos no encuentra pareja. La edad no perdona, y sin Piqué no acaba de confirmarse un compañero fiable al lado de Sergio Ramos. Si el capitán falta, como ocurrió ante Suecia, no hay una dupla de garantías.

¿Hasta cuándo durará Busquets? La presencia de Sergio Busquets en el centro del campo de España ha sido clave para su época gloriosa. Rodri está llamado a sustituirle, pero las características del jugador del City aún están por acabar de pulir. Sin ‘Busi’, el ritmo de España no va tan acompasado.

No hay un equipo base. La curiosidad de que hubiera once jugadores de once equipos distintos no habla del todo bien de esta España. En épocas anteriores era el Barcelona de Puyol, Piqué, Xavi e Iniesta la que comandaba el equipo, con varios del Valencia y Real Madrid juntos. Los futbolistas que se entrenan y juegan juntos en sus equipos, con la Selección siempre combinarán mejor que los que sólo se ven y trabajan en las concentraciones.

Confianza en Robert Moreno. La llegada del actual seleccionador al cargo se produjo de manera inesperada, debido a la marcha forzosa de Luis Enrique. El que fuera ayudante del asturiano se ha visto al frente de un equipo que, para muchos, le viene muy grande para su escasa experiencia en los banquillos.

Los brotes verdes

Rodrigo. La búsqueda del gol de España ha costado, pero Rodrigo Moreno poco a poco va ganándose el puesto. Convertirse en el héroe ante Suecia fue la culminación de un momento que le pilla de dulce, como ya ha demostrado en el Valencia. Su presencia ya es indiscutible en cada convocatoria y en sus botas están puestas las esperanzas de cara a la Euro.

Jesús Navas. Después de cinco años sin pisar la Selección, tras su reconversión a lateral ha vuelto a encontrar la ilusión. Su veteranía futbolística y una calidad fuera de toda duda le convierten en un puntal tanto dentro como fuera del vestuario.

Un proyecto de futuro. Aunque sin grandes estrellas, hay futbolistas jóvenes que vienen empujando fuerte. Más allá de los Ansu Fati que brillan con apenas 17 años, y que aún tienen que acabar de madurar, el miedo a una generación perdida se evapora. Reguilón, Pau Torres, Iñigo Martínez, Sarabia, Fabián, Ceballos u Oyarzabal piden paso con fuerza.

Margen de mejora. Pese a las dudas, Moreno está convencido de que antes del 15 de junio, cuando arranque la Euro 2020 para España, podrá acabar de afinar los puntos más débiles del equipo nacional.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento