Savio Bortolini
Savio se presentó en Anoeta con su nueva camiseta. (Efe) Efe

Savio Bortolini se presentó como nuevo jugador de la Real Sociedad y lo hizo evocando su "maravilloso" paso por un Real Zaragoza que le dejó marchar, pese a tener contrato en vigor, para ocuparse de unos asuntos personales en Brasil que, según dijo, ya están olvidados.

Savio tuvo que explicar su incorporación a un equipo como la Real que competirá en la misma Liga con el Zaragoza, del que se desvinculó la pasada campaña después de "tres años maravillosos en los que además el club ganó dos competiciones muy importantes".

El jugador, cedido por el Flamengo, desveló que desde su marcha de la capital aragonesa no ha vuelto a tener "ningún contacto" con la gente del club maño y tampoco ha habido nadie que se haya dirigido a él, por lo que escuchó la oferta de Miguel Fuentes para recalar hasta el mes de junio de 2007 en la Real.

Pide paciencia

Savio, por otro lado, aseguró estar en condiciones de jugar, aunque reconoció que por los viajes, la lesión que sufrió en el mes de octubre en la Liga brasileña y las vacaciones de diciembre puede necesitar "un poco de paciencia" por parte de la afición hasta estar "al cien por cien".

El nuevo futbolista blanquiazul aseguró que llega a la Liga española "con la máxima ilusión" porque de otro modo, y "tras haber ganado muchos títulos en España", se lo habría pensado "dos o tres veces" para responder a la llamada de un club en apuros como es el realista.

Fuentes recordó, por su parte, que como jugador en activo y cuando Savio jugaba en el Real Madrid tuvo que marcarle en más de una ocasión, tarea que "siempre resultó muy difícil, dada su gran calidad futbolística" que espera ahora pueda aprovechar la Real para salir del pozo de la clasificación.