Thomas Bach y Vladimitir Putin
Thomas Bach y Vladimitir Putin, presidentes del COI y de Rusia, respectivamente. GTRES ONLINE

El Comité Olímpico Internacional (COI) decidió este jueves permitir a los deportistas rusos participar en los Juegos de Invierno de PyeongChang 2018, aunque bajo bandera neutral, tras suspender al Comité Olímpico de Rusia por dopaje de Estado.

"Se ha decidido suspender al Comité Olímpico Ruso con efectos inmediatos, así como invitar de manera individual a los atletas rusos a competir en los Juegos de PyeongChang bajo el nombre de "Atletas Olímpicos de Rusia y bajo la bandera olímpica", informó el COI en un comunicado.

La Ejecutiva del COI, reunida en Lausana (Suiza), tomó esta decisión tras conocer los resultados del Informe Schmid que investiga el dopaje de Estado en Rusia.

Políticos rusos llaman al boicot

Políticos rusos llamaron este martes a boicotear los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang después de la decisión del COI. La mejor salida sería la completa renuncia a participar en los Juegos Olímpicos "Considero que dicha decisión es una humillación para nuestro país (...), la mejor salida sería la completa renuncia a participar en los Juegos Olímpicos", dijo Ígor Lébedev, vicepresidente de la Duma o cámara de diputados.

Lébedev, diputado del ultranacionalista Partido Liberal Democrático, subrayó que "si Rusia acude a los Juegos con una bandera neutral mostrará debilidad". "Sin Rusia no será una Olimpiada, ya que Rusia es uno de los principales pretendientes a todas las medallas en cualquier disciplina", dijo.

También apoyaron el boicot los otros vicepresidentes de la Duma de los otros partidos políticos, incluido Piotr Tolstói, del partido del Kremlin, Rusia Unida.  "La participación de la selección rusa sin nuestra bandera e himno es inaceptable, ya que Rusia no sólo es una gran potencia, sino una gran potencia deportiva", dijo.