El piloto italiano Valentino Rossi pagará una cantidad de unos 35 millones de euros a la Agencia Tributaria italiana por el periodo 2001-2006, con lo que pone fin al contencioso que se mantenía abierto por una presunta evasión fiscal. De los 35 millones de euros, unos 19 millones de euros corresponden al periodo 2001-04, a lo que se une la suma relativa al bienio 2005-06, que se estima en torno a los 16 millones de euros.