El primer asalto de la final de la Copa de Italia se resolvió con una espectacular victoria por 6-2 del Roma ante un decepcionante Inter, ganador del título las dos temporadas anteriores y campeón de Liga desde hace diez días. El equipo de Luciano Spalletti, verdugo del Milan en semifinales, dejó prácticamente sentenciado el duelo en la primera mitad, que finalizó 4-1.

Marcaron Totti, Rossi, Perrota y Mancini, y por el Inter, el argentino Crespo. Tras el descanso, Panucci anotó dos goles y otro Crespo. La vuelta se jugará el próximo día 17.